Meghan y Harry con los condes de Wessex

El príncipe Eduardo considera 'muy triste' la situación de Meghan y Harry

El hijo pequeño de la reina Isabel ha dado una entrevista en la que habla sobre el conflicto familiar

por hola.com

El príncipe Eduardo, conde de Wessex, ha admitido que las tensiones familiares que existen entre los duques de Sussex y la Familia Real existen y que es una situación "muy triste". "Mira, extrañamente ya hemos pasado por aquí, todos hemos tenido una intrusión y atención excesiva sobre nuestras vidas", ha contado en una entrevista exclusiva con el medio británico CNN. "Hay todo tipo de problemas y circunstancias, pero todos lo hemos vivido. Y todos hemos lidiado con ello, cada uno a su manera, y les deseamos la mejor suerte. Es una decisión muy difícil", ha asegurado el hijo menor de la reina Isabel, de 57 años, haciendo referencia a la marcha de Meghan y Harry a Estados Unidos. "Es complicado para todos pero así son las familias", ha añadido durante la conversación con el periodista Max Foster.

La emoción de los condes de Wessex y su hija al visitar el homenaje improvisado al duque de Edimburgo

Condes de WessexVER GALERÍA

Meghan y Harry viven en Estados Unidos desde 2020 y han sido padres el pasado viernes 4 de junio de su segundo bebé, una niña a la que ha llamado Lilibet. Desde allí han dado algunas de las entrevistas más comentadas de los últimos meses, como la que el príncipe tuvo con James Corden o la que la pareja concedió a Oprah Winfrey. En esta última hicieron declaraciones tan difíciles como que alguien de Buckingham, a quien no nombraron, había hecho preguntas sobre el color de piel que tendría su hijo Archie antes que naciera. Ante esta tensión, Duques decidieron tomarse unas vacaciones a finales de 2019 y en enero del pasado año volvieron a la vida pública solo para anunciar su marcha como miembros 'senior' de la Familia Real y mudándose posteriormente al continente americano. La última vez que se les vio juntos y como parte de la complicada maquinaria de la realeza británica fue, precisamente, sentados junto a los condes de Wessex en la celebración del Día de la Commonwealth, con los duques de Cambridge en la fila de delante.

El entrevistador se ha interesado también por la opinión que le merecía al conde de Wessex el nombre que Meghan y Harry han escogido para su segunda hija, Lilibet Diana: "Les deseamos felicidad. Es una noticia fantástica y sobre todo espero que sean muy felices", ha contestado, prefiriendo no responder directamente. En la conversación también se ha tratado la situación de la Reina ahora que tiene que enfrentarse a su papel sola, sin la compañía del duque de Edimburgo, que falleció el pasado 9 de abril. "Está notablemente bien" pese a la pérdida, ha asegurado el príncipe Eduardo, que es uno de los miembros de la Familia Real que ha visto cómo su agenda crecía para apoyar a Isabel II, de 95 años. La monarca y su marido "formaban un equipo fantástico, pero ahora que las cosas vuelven a estar activas, todo vuelve a abrir, hay más actividades y de manera extraña se consigue llenar ese cierto vacío", ha comentado.

Flores y banderas a media asta: los británicos se despiden del marido de Isabel II

Los condes de WessexVER GALERÍA

En otra entrevista con la BBC, el príncipe Eduardo ha asegurado que aunque a él le hubiera encantado que su padre disfrutara de su 100 cumpleaños, que hubiese sido este jueves 10 de junio, al duque de Edimburgo le hubiera gustado menos. "No quería alboroto ni molestar. Creo que no le hacía especial ilusión su centenario, aunque a nosotros sí. Así que celebraremos lo que podría haber sido y también su vida, convirtiéndolo en algo positivo", explica. Junto a su esposa y su hija, el conde de Wessex paseó por los alrededores del castillo de Windsor aquel 16 de abril, días antes del funeral, echando un vistazo a todos los homenajes que habían dejado los ciudadanos de la zona. Vestida con riguroso luto, la familia se mostró visiblemente emocionada en su recorrido, leyendo muchos de los mensajes que el público quiso dedicar al fallecido y a los royals que se despedían de uno de los suyos. El último hijo de la Reina; su mujer, Sophie; y su hija de 17 años, fueron tres de los treinta asistentes a la ceremonia íntima de despedida de Felipe de Edimburgo.

Loading the player...

Meghan Markle lanza su primer libro con guiño a su hija Lili, ¡los personajes te van a sonar mucho!

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.