princesa-ana-duque-getty

Sentido mensaje de recuerdo

Las emocionadas palabras de la princesa Ana tras la muerte de su padre: 'Ha sido mi maestro y mi apoyo'

La hija de la reina Isabel homenajea al duque de Edimburgo con una hermosa dedicatoria y una imagen juntos

por Martín Gálvez Piqueras

Continúan sucediéndose sin descanso los homenajes al duque de Edimburgo tras su fallecimiento este viernes a los 99 años de edad, pero sin duda son las palabras de su mujer, la reina Isabel II, y las de sus hijos los que tienen una mayor relevancia. La princesa Ana ha sido una de las últimas en pronunciarse y lo ha hecho este domingo a través de un emocionado mensaje donde confiesa cómo se siente y lo que ha significado para ella la figura de su progenitor. "Sabes que (tarde o temprano) va a ocurrir, pero nunca estás realmente preparada" para algo así, comienza diciendo la hija del príncipe Felipe. "Mi padre ha sido mi maestro, mi apoyo y mi crítico", declara, "pero sobre todo es su ejemplo de una vida plena y de servicio público lo que más querría emular" de él, explica. En este sentido, destaca la capacidad que tenía el duque "para tratar a cada persona como individuos con plenos derechos y habilidades propias", virtud dada por "todas las organizaciones en las que estuvo involucrado" a lo largo de su existencia.

'Mi querido papá era alguien muy especial': el conmovedor tributo del príncipe Carlos a su padre

princesa-ana-duque-gettyVER GALERÍA

Por este morivo, la hija de la reina Isabel considera "un honor y un privilegio que me hayan pedido que siga sus pasos", sabiendo lo mucho que el trabajo de su padre "ha significado para Reino Unido, a la Commonwealth y al resto del mundo". Por último, la princesa Ana quiere agradecer "los mensajes y recuerdos de tantas personas cuyas vidas" se cruzaron con la del duque de Edimburgo. reconociendo para terminar que "lo echaremos de menos, pero deja un legado que puede inspirarnos a todos". El emotivo texto viene acompañado de una imagen en blanco y negro la que aparece ella junto su padre, los dos sentados y sonrientes. El momento corresponde al 2012, finales del mes de julio de aquel año, cuando acudieron juntos a una competición de doma clásica celebrada en el recinto ecuestre de Greenwich Park de Londres. Un recuerdo de alegría y felicidad, conociendo además la afición de la princesa y su madre por el mundo de los caballos.

Con restricciones, emotivos homenajes y la ausencia de Meghan Markle: todos los detalles del funeral

princesa-ana-duque-gtresVER GALERÍA

Antes de morir el duque, su hija concedió una entrevista a ITV News en la que confesaba cómo le afectaría su pérdida a nivel personal pero también a toda la Institución. "Sin él, la vida será completamente diferente", aseguraba la Princesa, quien destacó las grandes aptitudes que tenía su progenitor gracias a mantenerse al día con los cambios tecnológicos y sociales que vivió a lo largo de sus casi 100 años de edad. También recordó Ana lo complicado que fue la llegada de su padre al Palacio de Buckingham, porque "nadie había pensado en lo que iba a hacer" ya que era complejo entonces que confiaran en él. Además, el duque de Edimburgo tuvo que renunciar a su carrera en la Marina para poder contraer matrimonio con la reina de Inglaterra, algo que su hija Ana tendrá siempre en consideración. "Supo comprender la presión a la que estaba sometida" su madre, afirmó.

¿Quién será el próximo duque de Edimburgo?

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.