Harry y Meghan y su visita secreta a la Reina

El Duque y la Duquesa de Sussex sostuvieron un encuentro con su Majestad y con el Príncipe Carlos

Por Tania Galván

Durante la primera visita que realizan juntos Meghan Markle y el Príncipe Harry a Reino Unido, desde su mudanza a California, los Duques de Sussex sostuvieron una reunión secreta con Reina Isabel II, al interior del Castillo de Windsor, donde también estuvo presente el Príncipe Harry, según ha confirmado la oficina de prensa de Meghan y Harry. De acuerdo con el portavoz de la pareja, este reencuentro ocurrió cuando los Duques de Sussex se trasladaron a La Haya, en los Países Bajos, donde acudirán a los Juegos Invictus, una cita imperdible para el Príncipe. Antes de este viaje, Harry ya había regresado a Reino Unido para el funeral de su abuelo, el Duque de Edimburgo y para la develación de una estatua en honor a su fallecida madre, la Princesa Diana.

VER GALERÍA

MÁS NOTAS RELACIONADAS

La pareja también fue vista en el tradicional servicio de Jueves Santo, en el que, este año, el Príncipe de Gales acudió en nombre de la Reina. Aunque a Harry le hubiera encantado regresar a su país natal en compañía de toda su familia, incluidos sus hijos Archie y Lilibet, su representante legal, informó que no era prudente: “No pueden regresar, porque es demasiado peligroso”, debido a que, cuando Harry y Meghan renunciaron como miembros de la realeza en 2020, ya no reciben el mismo grado de seguridad de protección personal que cuando formaban parte de la Familia Real. Por esta situación, el Duque de Sussex presentó una demanda en contra del Ministro del Interior quien se negó a concederle este beneficio incluso cuando él ofreció pagar por la seguridad.

VER GALERÍA

Fue precisamente el tema de seguridad lo que les impidió asistir al servicio de Acción de Gracias en honor a su abuelo, el Príncipe Felipe, en marzo pasado. La primera visita conjunta de Meghan y Harry a Londres se produce cuando la Reina se ha visto obligada a retirarse de su tradicional aparición en el servicio religioso del Domingo de Pascua, en Windsor. El equipo médico de la Soberana le pidió suspender sus apariciones públicas, luego de que presentara varios problemas de movilidad. Aunque se conocen muy pocos detalles de la visita secreta de Meghan y Harry a la Reina, este encuentro provoca revuelo debido a que es la primera ocasión que se ven desde que la pareja tomó la decisión de mudarse a California y tras la reveladora entrevista que le concedieron a Oprah Winfrey donde, como nunca, dieron detalles de su vida dentro de la Familia Real.

La visita de los Duques de Sussex se produce justo cuando la Reina se encuentra en observación médica por los problemas de salud que ha presentado en los últimos días. Para ella, no estar presente en el servicio del Domingo de Pascua será muy significativo ya que esta es una de las fechas más importantes en el calendario de la Familia Real y, en específico, en el de su Majestad; sin embargo, los médicos de la Reina han preferido que se encuentre en casa y para observar muy de cerca los problemas de movilidad que está presentado a sus 96 años. Desde que los Duques de Sussex anunciaron su asistencia a los Juegos Invictus se empezó a especular sobre este encuentro con la reina.

VER GALERÍA

Harry regresa a casa

Aunque el Príncipe Harry ya había regresado a Windsor en dos ocasiones, desde que se mudó a California, esta es la primera ocasión que lo hace de la mano de su esposa quien no había regresado a Reino Unido desde que decidió renunciar a la Familia Real. A pesar de que los Duques pusieron distancia con la familia de Harry, mantienen una relación cordial y de cariño, sobre todo con la Reina, de hecho, bautizaron a su hija con el nombre de Lilibet, en honor al sobrenombre con el que, los más allegados, conocer a su Majestad quien siempre se mostró muy respetuosa con la decisión que tomó su nieto de mudarse a Estados Unidos.