Kate Middleton

Kate a toda velocidad, la divertida cita de la Duquesa

En bici de montaña y bajando a rapel, la esposa del Príncipe William dejó claro que no le tiene miedo a nada

por Carolina Soto

Al verla siempre estilosa y muy cuidadosa de los protocolos, es fácil olvidar que la Duquesa de Cambridge -Kate Middleton- es una verdadera amante de los deportes. Desde que era una tímida niña, Kate se refugió en los deportes, convirtiéndose en pieza clave de los distintos equipos que había en sus colegios. Incluso en sus épocas universitarias, seguía participando activamente en competencias que dejaban ver su alma deportiva. Y aunque en su faceta como esposa del segundo en la línea de sucesión al trono son pocas las oportunidades que tiene de mostrar ese lado de su personalidad, cuando las hay, las aprovecha al máximo. Como esta mañana cuando durante su visita a Cumbria, su segundo compromiso desde que regresó de vacaciones de verano, no dudó ni tantito en poner manos a la obra y participar en las actividades que tenían planeadas para ella.

Kate MiddletonVER GALERÍA

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA

¿Jeans y tenis para ir a trabajar? Kate lo logra con su nuevo look

Ni la lluvia le quita el estilo a Kate Middleton

Aunque en algunas imágenes de su visita al Jetty Museum en Bowness-on-Windermere, en Cumbria, el compromiso parecía una como cualquier otoa, la realidad es que el día comenzó de forma muy diferente. Mientras en la segunda parte del día se le veía formal, si bien cómoda para poder caminar en el lugar mientras escuchaba de los familiares de los Windermere Children sobre cómo los 300 sobrevivientes del Holocausto que se establecieron ahí reconstruyeron sus vidas después de la Segunda Guerra Mundial, ligeros cambios de look le permitieron comenzar el día de forma diferente.

Kate MiddletonVER GALERÍA

El versátil look dispuesto a todo

Para esta ocasión, Kate estrenó un elegante blazer con ligeros rasgos de cazadora de Really Wild. El modelo Ivy Green que tiene un precio de $12,100 y está hecha en tweed de lana, se encuentra disponible solamente en 3 de sus tallas y con el Kate Effect no será raro que en un par de horas desaparezca completamente de los almacenes. La Duquesa lo combinó con un sencillo suéter de cuello redondo que bien podría ser de Massimo Dutti como los otros que tiene de este tipo en su guardarropa. Sus fieles skinny jeans y sus combat ankle boots de Chloe, que le hemos visto en varias ocasiones, fueron los elementos perfectos para un look todo terreno. Sus únicos complementos fueron unas arracadas de Liv Thurlwell que tiene un precio de 130 libras esterlinas (alrededor de $3,757 pesos mexicanos).

Kate, de girly a smart para pasar de Wimbledon a la Euro

Kate MiddletonVER GALERÍA

Pero este look sufriría una ligera variación para adaptarse a las actividades que se tenían planeadas para la Duquesa al comenzar el día. Su elegante saco antes fue reemplazado por su fiel chamarra de aventuras modelo Hawker de Seeland, que tiene un precio de 79.95 euros (aproximadamente $1,888 pesos mexicanos), las arracadas desaparecieron y la melena se puso en una coleta para poder llevar correctamente el casco necesario para ahora sí entregarse a la adrenalina.

Y es que aprovechando que se encontraba en Cumbria, Kate se unió a los cadetes de la RAF en el Windermere Adventure Training Centre, en una visita que se dio en el marco de la reapertura del centro de entrenamiento que pasó por una importante remodelación recientemente. La esposa del Príncipe William no tuvo reparo en participar con los cadetes en un recorrido en bicicleta de montaña por el lugar, además de que más tarde bajó a rapel una pendiente -actividad en la que al parecer es muy buena, pues no es la primera vez que la vemos hacerlo en una visita de este tipo-, en el Cathedral Quarry con un grupo de adolescentes con los que tuvo la oportunidad de charlar e incluso intentó animar a una chica que tenía miedo de hacer el descenso. En definitiva, un día diferente para la Duquesa.

Kate MiddletonVER GALERÍA