Reina Isabel

Cumpliría 90 años

Un duro día para la Reina Isabel

El 21 de agosto recuerda a su hermana, la Princesa Margaret

by hola.com

Esta no ha sido una semana fácil para la Reina Isabel, a principios de la semana se anunciaba que uno de sus caballos había tenido que ser sacrificado tras una competencia; y este viernes se conmemora otro día que sin dudas removerá fibras sensibles para la monarca. El 21 de agosto sería el cumpleaños de su inseparable hermana, la Princesa Margaret, que este año cumpliría 90 años. Desde Balmoral, donde se encuentra pasando el verano como lo hace año con año y después de haber dejado la estricta cuarentena que llevó en el Castillo de Windsor, seguramente la Reina está recordando a quien fuera su eterna compañera, hasta el 2002 cuando Margaret perdió la vida.

Reina Isabel y Princesa MargaritaVER GALERÍA

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA

Los aretes con los que la Princesa Margaret sigue presente en los eventos de la realeza

Fallece a los 86 años Lord Snowdon excuñado de la Reina Isabel II

A pesar de que la Familia Real británica suele distinguirse por ser especialmente longeva, con la Reina Madre muriendo a los 101 años de edad, el caso de Margaret fue diferente, con los últimos años de su vida luchando batallas de salud. Al momento de su muerte, la Princesa Margaret tenía 71 años. Entre 1998 y el 2001, tuvo tres derrames distintos, además de que desde 1985 se le tuvo que extirpar parte del pulmón, consecuencia de su habito de fumar cigarrillos desde los 15 años de edad. Siempre unidas, solamente siete semanas después de su partida, moría la Reina Madre, dejando a Isabel II sin una significativa parte de su vida.

Aunque tenían personalidades radicalmente diferentes, desde muy pequeñas, Isabel y Margaret fueron muy unidas. Hay que recordar que ninguna de ellas tenía pensado llegar al trono cuando eran pequeñas, pero la abdicación de su tío cambió completamente el destino. Las Princesitas crecieron en una época especialmente difícil, con las dos Guerras Mundiales marcando su infancia y adolescencia refugiadas en el Castillo de Windsor. Cuando era apenas una niña, Isabel se enteró de su futuro, lo que hizo que comenzara una educación especial. Si de por sí ella era bastante más seria que su hermana mayor, esta bifurcación en el camino haría que las diferencias se marcaran más. Una de ellas tenía la enorme responsabilidad de convertirse en reina, mientras la otra sería la princesa eterna.

La Princesa Rebelde

Margaret dio muestra de un alma bohemia desde que era muy pequeña, mostrando interés por la música y comenzando sus clases de piano cuando tenía solamente 4 años. Es bien sabido que en su infancia, las hermanas ponían complejas puestas en escena para presentar al personal del palacio. La decantación por las artes hizo normal que en su momento, la Reina le asignara los patronatos que tuvieran que ver con ellas.

Diana de Gales hace su debut en el primer tráiler de la cuarta temporada de 'The Crown'

Conocida como la Princesa Rebelde, Margaret tuvo una vida amorosa que acaparaba los titulares de la época. Como se documentó en la serie The Crown, se enamoró perdidamente del Capitán Peter Townsend, pero al ser divorciado y solo unos años después de lo sucedido con su tío, Margaret tuvo que renunciar públicamente a su amor, solo uno de los sacrificios que reprocharía a lo largo de su vida. En 1960, se casaría con el fotógrafo Antony Armstrong-Jones, conocido como en Conde de Snowdon, un título que la Reina le otorgó para que sus hijos pudieran recibir un nombramiento. La pareja tendría dos hijos, David Armstrong-Jones, quien heredó el título, y Lady Sarah Chatto, que es especialmente cercana a su abuela. Margaret y Armstrong se divorciarían en 1978.

Margaret es recordada como un personaje pintoresco, que se permitía licencias que la monarca jamás tendría. De gustos excéntricos y carácter fuerte, muchas anécdotas se han contado sobre ella, sobre todo por su gusto por conocer estrellas de las artes, su gran debilidad.

Princesa MargaretVER GALERÍA

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.