Meghan Markle

Quién dice que no se puede usar un vestido veraniego en invierno, Meghan y sus curvas demuestran lo contrario

by si Carolina Soto

Simplemente radiante, así ha aparecido Meghan Markle en su visita a la residencia para adultos mayores que se dedicaron al entretenimiento, Brinsworth House en Twickenham, Londres. Después de su glamurosa aparición en los British Fashion Awards, esta vez Meghan ha querido enmarcar sus ya muy visibles curvas en un coqueto vestido floreado. Y es que a pesar de que se cree que las telas ligeras con este tipo de estampados, así con el escote en la espalda podrían ser todo un reto en el frío londinense, la Duquesa de Sussex ha demostrado que ella sabe cómo transformar cualquier prenda con maestría.

Meghan MarkleVER GALERÍA

A su llegada a la residencia, parecía que Meghan se iba a apegar a un outfit invernal, al lucir un abrigo gris de modelo Adelaida de Soia & Kyo que tiene un precio de 550 dólares (alrededor de $11,000 pesos mexicanos). Al tener un cinto que la Duquesa llevaba en un elegante moño, se podía ver poco del look con el que Meghan sorprendería más adelante. De a poco se comenzó a ver el estampado floral del diseño, pero nadie imaginaba la ceñida silueta del vestido que dejaría a todos encantados por poder ver el prominente baby bump de la esposa del Príncipe Harry.

El diseño en cuestión es un vestido modelo Odilia de la firma Brock Collection. A pesar de que a primera vista podría parecer lila, el diseño está hecho en gris con algunos estampados florales. Como se anticipa al verlo, se trata de una creación veraniega, parte de su colección Resort 2018, pero que seguramente atrapó a la Duquesa para poder presumir su primer embarazo. Con un escote cuadrado y mangas tipo capa, Meghan ha agregado el toque de coquetería a este vestido que todavía se puede encontrar en línea por 695 libras esterlinas (algo así como $18,418 pesos mexicanos).

Meghan MarkleVER GALERÍA

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA

¿Qué quiere dar la Reina a Meghan en el Año Nuevo?

Un reencuentro fallido: la madre de Meghan no pasará la Navidad con los Windsor

Meghan combinó este comentado vestido con un clutch de seda rosado de la firma Wilbur and Gussie que se puede encontrar por 205 libras esterlinas (aproximadamente $5,433 pesos mexicanos). Una vez más, sus zapatos favoritos hicieron una aparición, en este caso en gris, los Deneuve de Aquazzura. Por último, completamente visibles gracias a su relamido moño bajo con línea en medio, sus aretes en forma de pétalo en oro y diamantes de Birks, con un precio de 1,495 dólares canadienses (alrededor de $22,455 pesos mexicanos).

Haciendo un guiño a su vida antes de la realeza, Meghan convivió con los artistas retirados y compartió especiales momentos, incluso cantando algunos villancicos con ellos. Cuando le preguntaron cómo se encontraba en este día, respondió muy honesta: “Muy embarazada”.

Meghan MarkleVER GALERÍA