Ni corona, ni carruaje para la Reina Isabel en la apertura del Parlamento por primera vez en 40 años

La Corona Imperial del Estado no verá la luz este año

Por Carolina Soto

Según dicta la tradición, cada año, la cita más especial del calendario de la Reina Isabel es el presidir la apertura del Parlamento. Es así, como por las últimas seis décadas ha seguido rigurosamente el protocolo que está cuidadosamente orquestado. Su llegada en carruaje, un vestido blanco y la corona del Rey George IV para llegar, la imposición de la capa hecha en 1952 y el cambio a la Corona Imperial del Estado, la cual solo ve la luz durante esta fecha a lo largo de todo el año. Desgraciadamente, este 2017 será la excepción y la Reina no podrá cumplir con estos detalles que la han acompañado por más de 60 años.

VER GALERÍA

Lejos de la ancestral ceremonia, por una cuestión de agendas, la Reina llegará al Parlamento en un auto de negocios como el que la transporta todos los días. Tampoco lucirá uno de sus elegantes vestidos blancos, sino que recurrirá a su ya habitual uniforme de vestido y abrigo en algún color especial con sombrero a juego. Todo esto ha sido descrito por el Palacio de Buckingham como una “reducción en los elementos ceremoniales” a través de un comunicado.

Esto se debe a la inesperada decisión de la Primer Ministro Theresa May de llevar a cabo elecciones generales el próximo 8 de junio, solo unos días antes de la apertura del Parlamento. El evento encabezado por la Reina se tendrá que hacer el 19 de junio, solo tres días después del esperado Trooping the Colour, en el que se espera ver a toda la Familia Real saludando desde el balcón del Palacio. Este repentino suceso también obligó a un cambio de fechas en la visita oficial de los Reyes de España a Londres.

VER GALERÍA

Al parecer, la reducción de esfuerzos en la ancestral ceremonia se debió a la dificultad de llevar a cabo tantos eventos diferentes en fechas tan próximas con poco tiempo de antelación para su organización. Otro de los eventos tradicionales que ha sufrido por estos cambios es el servicio anual Order of the Garter en el Palacio de Windsor, el cual ha sido cancelado por estar programado para el día en el que se tuvo que cambiar la apertura del Parlamento.

Los 2.868 diamantes de la Reina Isabel en la apertura del Parlamento

Conoce todos los detalles de cada una de las coronas de la Reina Isabel

La última vez que la Reina no pudo presidir en ancestral evento fue en 1974, cuando precisamente unas elecciones inesperadas de este mismo tipo hicieron imposible que se llevara a cabo de la forma tradicional.

VER GALERÍA