Jasmine Tookes

La espectacular boda de Jasmine Tookes en Ecuador con un vestido de novia inspirado en Grace Kelly

El 'ángel' de Victoria's Secret se ha casado este fin de semana en un romántico enlace digno de cuento de hadas

por Mariana Torres

Ella es una exitosa modelo y embajadora de las más marcas de lujo más exclusivas; él, un ejecutivo que trabaja para una conocida red social e hijo del vicepresidente de Ecuador. De por sí, la relación entre Jasmine Tookes y Juan David Barrero estaba destinada a acaparar titulares en todo el mundo y así ha sido. Desde su pedida de mano viral en el desierto de Utah hasta el anillo en cuestión, valorado en 210.000 euros, hasta la despedida de soltera que reunió a las modelos de Victoria's Secret en Croacia este verano. Por fin, la pareja se ha dado el 'sí, quiero' en Quito, y el ángel ha querido plasmar su felicidad a través de una serie de publicaciones gracias a las que hemos podido descubrir el secreto mejor guardado: el vestido de la novia, un espectacular diseño firmado por Zuhair Murad e inspirado en uno de los looks nupciales más icónicos de la historia, el de Grace Kelly

Jasmine KookesVER GALERÍA

Un look ultraromántico con inspiración histórica

Para encajar en su escenario de cuento, Jasmine necesitaba un vestido de cuento. Y lo consiguió en los talleres de su amigo, el diseñador libanés Zuhair Murad, que también confeccionó los looks nupciales de Sofía Vergara, Chanel Iman y Devon Windsor. Más de mil horas de complejo trabajo artesanal fueron necesarias para la elaboración de esta obra de arte, que es producto de un entrelazo de dos tejidos: tul y encaje bordados a mano. Mezclando estampados florales y sutiles perlas, este vestido ceñido se distingue por su cuello alto y mangas largas.

Jasmine Tookes con su vestido de noviaVER GALERÍA

Tres pedidas de mano al más puro estilo Victoria's Secret

Adornado con el bordado insignia la firma, está confeccionado en seda duquesa, tul italiano y encaje francés, el favorito del diseñador. Un cinturón drapeado en la cintura deja ver una sobrefalda voluminosa bordada con encajes, lentejuelas y perlas, que termina con una cola de encaje de 5 metros de largo.

"Zuhair Murad, gracias por hacer realidad mi clásico, atemporal y precioso vestido. ¡Es una obra de arte! ¿Alguno de vosotros adivinó quién era mi inspiración? ¡Quiero dejarlo expuesto en mi casa para siempre!", escribía hace unas horas en su perfil, a lo que una gran parte de sus seguidores contestaba con un claro nombre: Grace Kelly.

Jasmine Tookes con su vestido de noviaVER GALERÍA

El recuerdo a un icono de estilo 

Basta echar un vistazo al diseño para descubrir que el impresionante diseño que llevó la princesa en su boda con Raniero de Mónaco fue el punto de partida a la hora de crear el vestido de la modelo, aunque, eso sí, Jasmine quiso aportar un toque muy seductor, por lo que la falda era desmontable. Como ha mostrado ella misma, bajo esta pieza se encontraba un entalladísimo diseño de corte sirena que funcionaba a la perfección como segundo look. De esta forma, se sumaba a la tendencia en auge de los vestidos '2 en 1'. Sus mejores amigas y damas de honor, entre las que podemos destacar a su compañera de Victoria's Secret Sara Sampaio, lucieron creaciones lisas en un vibrante tono verde esmeralda, cada una con el escote que mejor se adaptara a su figura, resaltando entre el mar de pétalos blancos que inundaba la iglesia. 

- De Diana de Gales a Grace Kelly, los vestidos de novia más icónicos de todos los tiempos

Grace Kelly vestido de noviaVER GALERÍA

Los detalles de la ceremonia: un fin de semana para el recuerdo

El novio, nacido en la ciudad ecuatoriana de Cuenca, quería celebrar junto a sus allegados y sacar a relucir las bellezas de su país natal, también con la intención de potenciar el turismo en la región y hacer de esta una oportunidad laboral para muchas empresas del sector, uno especialmente azotado por la pandemia. Tookes y Barrero convocaron a más de 250 personas de todas partes del mundo, incluyendo a varias modelos de renombre internacional, empresarios de la industria tecnológica y otros amigos íntimos de la pareja, para darse cita en lo que ha sido la boda del año en la ciudad de Quito. Durante su estancia de un fin de semana, algunas invitadas compartieron en redes sociales su recorrido desde el monumento de la Virgen del Panecillo hasta las majestuosas vistas de la Basílica de Quito, revelando así a los ojos atentos de la prensa que el anticipado enlace se celebraría en las horas próximas.

Miles de rosas para crear un jardín mágico

La organización se llevó a cabo en asociación con empresas de Centroamérica y Sudamérica y unos 100 proveedores en escena para decorar la Iglesia de San Francisco en poco tiempo, ya que se trata de un lugar turístico en pleno corazón de la ciudad. La majestuosa construcción cuenta con más de 341 años de historia y un estilo arquitectónico mudéjar con frescos manieristas y llamativas columnas doradas. Solamente la recepción requirió más de 6 meses de preparación y miles de rosas Garden Roses, La Toffe y White Orara, que evocaron un verdadero jardín entre muebles de madera de estilo toscano. 

La boda de Jasmine TookesVER GALERÍA

Adaptándose a los nuevos tiempos

Con el objetivo de invitar a todos sus amigos sin dejar de lado la normativa sanitaria, se amplió el numero de mesas, así como la decoración prevista para que las mesas y la pista de baile estuvieran al 50% de su capacidad, con solicitud obligatoria de prueba PCR negativa y cetificado de vacunas. Del mismo modo, una de las wedding planners encargadas de este sonado evento, Carolina Muzo, de Mi Boda Mágica, aclara que se pide a los asistentes que usen la mascarilla si van a movilizarse por el recinto.

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.