maquillaje-invitada-1t

Consigue que tu maquillaje de invitada dure más (aunque lleves mascarilla) con estos trucos de experta

Las prebases y el fijador se convertirán en tus grandes aliados

by Regina Navarro

Si algo parece haber quedado claro es que a las novias actuales les gusta reflejar su esencia en su look nupcial. Una decisión que incluye el vestido, los complementos y, cómo no, el maquillaje. Si hasta ahora se aseguraba que el look natural era el más favorecedor para las novias, diseñadores y redes sociales parecen indicar que no siempre es así. Tal como hemos podido comprobar los labios rojos también son aptos para el gran día. Es más, son muchos los expertos que aconsejan recurrir a este tono si es el que, de forma habitual, más suele llevar la novia. Con la manicura sucede lo mismo. Frente a los tonos rosa y nude, los granates, negros y el nail art ganan espacio. Pero, ¿qué sucede con el maquillaje de las invitadas? Algo parecido, con un nuevo hándicap: la mascarilla.

"La mascarilla se ha convertido en un complemento más de nuestro look y esto algunas veces es un problema porque nos fijamos más que combine con nuestro vestido en vez de con nuestros ojos, tono de piel, cabello, etc. Yo soy más partidaria de utilizar mascarillas lisas para no recargar demasiado nuestra mirada y que podamos combinarlo perfectamente con nuestro vestido y nuestras sombras", explica Yael Maquiera, make up artist especializada en novias e invitadas y encargada de los maquillajes de María Pombo –también del de su enlace–. Tras haber elegido una mascarilla homologada y siguiendo los consejos de la experta en cuanto a colorido, llega el momento de pensar no solo en los tonos más favorecedores, también en la forma de hacer que duren el mayor tiempo posible. "El maquillaje de invitadas ahora es algo más complicado porque no están durante todo el evento con la mascarilla, en las bodas la mayor parte se pasa en una mesa con 6 personas y sin mascarilla". Por eso, recalca Yael, las prebases y el fijador son más importantes que nunca.

Alargar durante horas el maquillaje

Trabajar la piel se convierte en uno de los pasos esenciales para corregir imperfecciones, conseguir una mayor luminosidad y lograr ese efecto jugoso que muchas chicas buscan. "Una de las cosas que puede marcar la diferencia en nuestro maquillaje es hacer una limpieza facial un mes antes del evento, nunca una semana antes. La limpieza saca las impurezas y puede salirnos algún granito no deseado", apunta la experta. Explica que también es muy importante tener bien hidratada y cuidada la piel para que, el día de la boda, sea más fácil realizar el maquillaje. "El día del evento, una de las cosas que nos puede ayudar mucho es utilizar prebases. Hay muchas dudas con las prebases de maquillaje. Es importante saber si buscamos hidratación, matificar, iluminar, reducir poros o rojeces. ¡No hay una prebase para todo!", indica. Por eso consultar con un experto cuál es el mejor producto para cada una sería lo ideal. Además de recomendar utilizar una prebase, para que el maquillaje dure más (teniendo en cuenta el uso de la mascarilla), Yael explica que una vez terminado el trabajo es bueno recurrir a un spray fijador. "Basta con elegir uno para tu tipo de piel y hará que dure mucho más". Ah, ¡y muy importante! "Mucho cuidado con utilizar productos que nunca hemos utilizado, si compramos algo para ese evento os recomiendo probarlo unos días antes para no llevarnos sorpresas".

El poder de la mirada

Aseguran los que más saben que, aunque no existen reglas a la hora de maquillarse, si lo que se busca es un resultado bonito, favorecedor o elegante, lo mejor es centrar la atención en una zona concreta del rostro: ojos o labios. Una decisión que, dado el uso de mascarillas, parece clara. "Hay que intentar sacarle el máximo partido a los ojos. Dependiendo de la forma que tengamos intentaremos corregir pequeñas cosas como alargar el ojo, agrandarlo, que no se vea el párpado caído", apunta la experta. "Lo más importante una buena técnica para corregir o transformar el ojo si fuera necesario. La intención es lucir una mirada lo más favorecedora posible. También es muy importante saber escoger una buena combinación de sombras acorde con los ojos, piel, estilo de la invitada". Y prestar atención a las cejas. "Una ceja definida y bien diseñada es el 50% de nuestro maquillaje de ojos. Es muy importante tener una forma adecuada a nuestro rostro y maquillarla de forma natural para darle intensidad a la mirada".

Lo que tampoco debemos olvidar es el momento del día en que se celebra la boda, ya que dependiendo- de estos factores puede haber opciones más acertadas que otras. Si el enlace es de mañana Yael lo tiene claro. "Suelo hacer maquillajes muy luminosos, en los que se vea una piel radiante, jugosa, con muy buena cara. Recomiendo utilizar bases ligeras pero de larga duración, un corrector ligero siempre, pero que cubra bien la ojera. En estos casos el contouring debe de ser muy suave, casi inexistente. Me gusta recurrir a coloretes suaves, incluso en crema, hacen que el look sea mas fresco (aconsejo coloretes como los de Benefit, son aprueba de bombas). Las pestañas, mejor ligeras. Si optas por extensión o postiza que no sea recargada". ¿Y las sombras? "Yo siempre apuesto por tonos naturales, tierras, toques dorados, rosas y vino, que está muy en tendencia ahora. Ah, y naranjitas. También me gusta arcar la raíz de la pestaña con un eyeliner finito y elegante. Pero esto depende mucho de la personalidad de cada invitada". Si es de tarde-noche asegura que se puede ser más atrevida, utilizar colores más oscuros, metalizados, brillos y hasta purpurinas. "Todo depende de lo atrevidas que seamos. Podemos cargar más el look sin perder elegancia".

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.