'Yo ya había planeado morirme', Mauricio Ochmann se sincera sobre el momento más difícil de su vida

Por Ricardo Vidal

Para Mauricio Ochmann la paternidad ha sido una transformadora en todos los sentidos, pues sin duda le ha permitido entender la vida desde otro punto de vista. Algo de lo que el actor habló recientemente en una entrevista, en la que a corazón abierto reveló que fue el amor que le tiene a su hija mayor lo que le salvó la vida en uno de los momentos más oscuros de su vida, en el que sus problemas de adicciones lo llevaron a tomar decisiones equivocadas e incluso a pensar en la muerte, motivado en gran medida por la difícil infancia y adolescencia que vivió. Todo esto mientras atravesaba por un momento muy importante en su vida, pues recién se había convertido en padre de Lorenza, quien afortunadamente se convirtió en la principal motivación para Mauricio a la hora de tomar la decisión de luchar en contra de sus adicciones.

VER GALERÍA

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA:

Así lo reveló el guapo intérprete durante una íntima charla que sostuvo con Yordi Rosado para su canal de Youtube, en la que total sinceridad admitió haber tenido algunos problemas de adicciones durante su juventud, mismos que comenzaron cuando era muy pequeño, pues según reveló, tuvo contacto con el alcohol por primera vez alrededor de los 9 años. A lo largo de su adolescencia y juventud estos problemas se acrecentaron y lo llevaron a tocar fondo en más de una ocasión, pues incluso, ya casado con Maria José del Valle, su primera esposa, y convertido en padre de Lorenza, quien entonces era una bebé, había tomado la decisión de terminar con su vida. “Después de unos cuantos días que llevaba en vivo, yo ya me estaba despidiendo de Lorenza, estaba muy chiquita, ya había planeado morirme”, confesó el intérprete.

El actor ahondó más en el tema y recordó cómo fue el día en el que estuvo a punto de terminar con su vida: “(Yo pensaba:) ‘No valgo palabra, ya me voy’… Le llevé un peluche y lo puse en su cama, ellas no estaban. Ya estaba yo para hablarle al dealer para pedir una cantidad considerable para ya… encerrarme yo solo y despedirme”, relató el artista con la voz entrecortada.

VER GALERÍA

Sin embargo, el gran amor que tiene por su hija lo hizo recapacitar en el momento más oscuro de su vida, y antes de tomar una decisión definitiva decidió contactar a una persona que anteriormente ya lo había ayudado y conocía su caso. “Algo dentro de mí me dijo: ‘Mau has vivido una vida muerte, has estado tratando de sobrevivir a todo lo que has pasado, ¿por qué no te das la oportunidad de vivir?’ Así, una cosa adentro. Me invadió una paz y le hablé a un conocido, a mi padrino cuando empecé a dejar de beber, y me dio voy para allá. (Me dije) ‘Esto va por mí y por mi hija’”, recordó el intérprete sumamente conmovido.

Lorenza, su mayor motiviación

Mauricio reconoció que el nacimiento de su primogénita fue un parteaguas en su vida, pues a pesar de la delicada situación en la que se encontraba a nivel personal debido a las adicciones, el actor pudo ver su vida desde otra perspectiva gracias al amor que le tiene a Lorenza. “Su nacimiento (el de Lorenza) fue lo que me hizo click como a nivel interno y dije: ‘No puedo seguir así, quiero ser un papá responsable, no quiero repetir historias...’ Y pues levanté la mano y pedí ayuda e hice lo que tenía que hacer”, expresó el intérprete, quien reconoció que desde entonces no ha vuelto a probar una gota de alcohol ni ninguna otra sustancia.

VER GALERÍA