obama

'Lo extrañaremos muchísimo', los Obama y sus sentidas despedidas a su perro Bo

La familia ha tenido que darle el último adiós al pequeño peludo, quien era considerado como un miembro más de la familia

por Ricardo Vidal

Aunque no es una tradición estricta, a lo largo de la historia todos los presidentes de Estados Unidos, a excepción de Trump, han vivido en la Casa Blanca acompañados de algún animal de compañía, casi en su mayoría tiernos perritos. Tal es el caso del expresidente Barack Obama y su familia, quienes, durante su mandato, de 2008 a 2016, se hicieron acompañar del tierno Bo, un perro de aguas portugués, que por supuesto era la adoración de toda la familia y un fiel compañero para el político estadounidense. Tristemente, los Obama han tenido que darle el último adiós al tierno can este fin de semana, una noticia que sin duda ha tocado sus corazones y los ha puesto muy nostálgicos, razón por la que han querido rendirle un sentido homenaje a través de redes sociales, donde han compartido emotivas despedidas para este lindo integrante de su familia.

Barack Obama y su perrito BoVER GALERÍA

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA:

Fue el mismo Barack quien a través de su perfil de Instagram compartió algunas entrañables postales de su vida al lado de Bo, en donde se les puede ver corriendo en los pasillos de la Casa Blanca y acudiendo juntos a algunos eventos públicos, dejando en evidencia lo inseparables que eran. Estas lindas imágenes las ha acompañado de un sentido mensaje, en las que el exmandatario ha externado su sentir ante la partida de Bo, recordando las cualidades del perrito y las razones por las que lo quiso tanto. “Hoy nuestra familia perdió a un verdadero amigo y fiel compañero. Durante más de una década, Bo fue una presencia constante y gentil en nuestras vidas, feliz de vernos en nuestros días buenos, nuestros días malos y todos los días en medio", expresó Obama conmovido. "Él (Bo) toleró todo el alboroto que vino con estar en la Casa Blanca, ladraba fuerte, pero no mordía, amaba saltar en la piscina en verano, era paciente con los niños, vivía para pedir sobras de la mesa y tenía un lindo pelaje". Y concluyó: "Bo fue exactamente lo que necesitábamos y más de lo que esperábamos. Lo extrañaremos muchísimo".

Por su lado, Michelle Obama también externó su sentir ante la irreparable pérdida del pequeño Bo, quien actualmente tenía 12 años, recordando cómo fue que el peludo llegó a su familia para convertirse en alguien muy importante de su núcleo. “Esta tarde fue difícil para nuestra familia. Nos despedimos de nuestro mejor amigo, nuestro perro, Bo, después de una batalla contra el cáncer”, detalló Michelle. “En la campaña electoral de 2008, les prometimos a nuestras hijas que tendríamos un cachorro después de las elecciones. En ese momento, se suponía que Bo era el compañero de las chicas. No teníamos idea de lo mucho que significaría para todos nosotros”, compartió nostálgica.

Los ObamaVER GALERÍA

La exprimera dama de Estados Unidos hizo recordó la dulce personalidad de Bo, haciendo alusión a la forma en la que se convirtió en el gran compañero de todos los miembros de su familia. “Durante más de una década, Bo fue una presencia constante y reconfortante en nuestras vidas. Estaba allí cuando las niñas regresaron a casa de la escuela, saludándolas con un movimiento. Estuvo allí cuando Barack y yo necesitábamos un descanso, entrando tranquilamente en una de nuestras oficinas como si fuera el dueño del lugar, con una pelota sujeta firmemente entre los dientes. Estuvo allí cuando volamos en el Air Force One, cuando decenas de miles acudieron en masa al jardín sur para la celebración de los huevos de Pascua y cuando el Papa vino a visitarnos. Y cuando nuestras vidas se desaceleraron, él también estuvo allí, ayudándonos a llevar a las chicas a la universidad y a adaptarnos a la vida como nidos vacíos".

Finalmente, Michelle recordó los últimos meses de vida de Bo, los cuales pudieron vivir junto a él en familia, debido a la pandemia, lo que sin duda fue todo un alivio para el peludo a la hora de partir. “El año pasado, con todos en casa durante la pandemia, nadie estaba más feliz que Bo. Toda su gente estaba otra vez bajo el mismo techo, como el día que lo atrapamos. Siempre estaré agradecido de que Bo y las chicas hayan pasado tanto tiempo juntos al final”, expresó conmovida. “Como familia, extrañaremos mucho a Bo. Pero estamos agradecidos de que haya vivido una vida tan alegre, llena de cariños, juegos y de pasar las tardes tumbado en el sofá. También sabemos que no fuimos los únicos que se preocuparon por Bo y estamos agradecidos por todo el amor que le mostraste a lo largo de los años. Por favor abrace a los miembros peludos de su familia un poco más esta noche y deles un masaje en la barriga de nuestra parte”, finalizó.

Lo que no sabías sobre Bo

Como bien se sabía, Bo era un perro de aguas portugués que llegó a la vida de los Obamas justo después de que Barack Obama llegara a la presidencia de los Estados Unidos. Este tipo de perros son considerados como hipoalergénicos, pues su pelaje no causa ningún tipo de alergias, lo que era perfecto para la familia, pues Malaia, una de las hijas de Obama, es alérgica al pelo de perro. Su nombre se debía a las iniciales del expresidente.

Los ObamaVER GALERÍA

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.