Dulce María

Dulce María se sincera sobre la maternidad: 'Es un amor inmenso que te desborda'

por Gabriela Cortés

A finales del año pasado, Dulce María le dio la bienvenida a su hija María Paula, luego de una larga espera que la tenía tan impaciente como ilusionada. La cantante y su esposo Paco Álvarez recibieron el mejor regalo de Navidad anticipado, pues su nena nació apenas unas semanas antes de este festejo. El tiempo ha pasado volando desde entonces, pues la pequeña está ya por cumplir sus primeros cinco meses de vida, tiempo en el que su guapa mamá ha tenido la oportunidad de reflexionar y de conocerse más a sí misma, pues recientemente ha admitido que, si bien hay muchas desveladas y cansancio en esta etapa de su vida, son rebasadas por el infinito amor de madre que ahora hay en ella.

Dulce María y su bebéVER GALERÍA

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA:

Dulce María se abrió por completo para hablar de su nueva maternidad, asegurando que la llegada de su hija la cambió en todos los sentidos. “Creo que cuando nace un bebé, también nace una mamá, nace una mujer”, reflexionó en entrevista para el programa Primer Impacto. “Entonces realmente apenas me estoy conociendo como mamá, obviamente doy lo mejor de mí, soy lo más entregada que puedo”, continuó. La cantante contó que la maternidad ha sido todo un proceso al en el que sigue acostumbrándose, y aunque no ha sido sencillo, tiene la mayor motivación. “Ahora Sí que adaptándome porque las desveladas y todo el cansancio, pero también es un amor inmenso que te desborda, que nunca antes lo había conocido”, aseguró.

Dulce María y su bebéVER GALERÍA

Sincera, la estrella de RBD reconoció que hay algunos aspectos sobre ser mamá de los que no se habla tanto, y en los que ella ha ido adentrándose ahora que lo experimenta en carne propia. “Me he dado cuenta de que tenemos muy romantizada la maternidad, y si es bonito, pero sí es un esfuerzo grande”, comentó. “No tienes la menor idea de qué tienes que hacer y un bebé, un ser chiquitito, depende de ti, entonces es como te digo, como si la mujer que conocía ya no existe más, es empezar a conocer a esta nueva mujer que se convirtió en mamá”, reflexionó Dulce María.  La también actriz contó que ella, desde antes del nacimiento de María Paula, hizo todo por prepararse y aprender sobre lo que implica tener un bebé, “te dicen mil cosas y finalmente creas expectativas que no son, por eso digo que es importante informarte, y pedir apoyo, pero siempre también confiando en tu corazón y en tu instinto y en que tú te sientas bien con eso”, expresó.

María PaulaVER GALERÍA

El reto de ser mamá en la pandemia

Cuestionada sobre el aspecto más desafiante que vivió durante su embarazo, Dulce María confesó que fue lo relacionado con la pandemia, pues explicó que los cambios en su cuerpo llegaron a coincidir con la sintomatología del Covid, lo cual la preocupó en varias ocasiones. “Que de repente se te tapa la nariz, que si de repente empieza a crecer la pancita y ya no puedes respirar bien, o sea, como todas esas cosas coincidían con todos los síntomas que te decían que era Covid, entonces era una constante preocupación, de ‘bueno, ¿tendré esto o será el embarazo?’, recordó. Afortunadamente esos temores nunca se materializaron. “Gracias a Dios dentro de todo ella fue muy sana, pero como te digo, psicológicamente sí había como mucho miedo”, reconoció.

Y todos estos sentimientos se mezclaron con los de júbilo en los instantes en que la cantante vio por primera vez a su bebita. “Muchísima adrenalina, mucha emoción y mucha preocupación de que todo salga bien”, contó Dulce María al describir aquel mágico encuentro. “Esa emoción, de que llevas nueve meses pensando cómo será su carita, su voz, sus manos, ya querer agarrarla, entonces cuando ya escuché su voz, su llanto que no fue un llanto, fue como un gritito así hermoso, fue algo muy, muy bonito, es algo que no se puede describir”, recordó. Esas emociones llegaron para quedarse, pues para la intérprete no hay nada que llene su corazón de la misma forma que lo hace su hija, a quien le dedicó unas sentidas palabras al concluir la entrevista: “Me has enseñado el amor más grande, más puro, incondicional, me llenaste de valentía, de fuerza, en un momento tan difícil, has sido una luz, una esperanza y eres mi vida entera, mi angelito, mi lunita, mi estrella, mi todo y siempre voy a hacer lo mejor para darte lo mejor y que seas lo más feliz posible en esta Tierra”, finalizó.

Dulce María y su bebéVER GALERÍA

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.