Erik Rubin

Erik Rubín habla como nunca de sus ex y revela que tuvo un amor fugaz con Salma Hayek

por Gabriela Cortés

Convertido hoy en un exitoso cantante y productor, Erik Rubín no olvida sus inicios en el mundo del entretenimiento, lo cual sucedió cuando apenas era un jovencito. Y del mismo modo, aunque hoy es un hombre de familia que disfruta plenamente de esta faceta de su vida, de vez en cuando recuerda sus aventuras de la juventud, siempre con buen humor y teniendo claro que todas sus experiencias lo llevaron a donde se encuentra ahora. Así, el intérprete se ha abierto por completo para hablar de sus amores del pasado, hacia quienes mantiene respeto y cariño, y ha revelado a su vez un desconocido -y fugaz- romance que tuvo en su momento con ni más ni menos que Salma Hayek.

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA:

En una sincera plática con el Escorpión Dorado, marcada por el característico sello de humor del youtuber, Erik habló de sus inicios en Timbiriche, confesando que no fue fácil integrarse a la agrupación, pues los integrantes no acababan de aceptarlo del todo, incluso reveló que tuvo roces con algunos de sus compañeros. Tal es el caso de su relación con Paulina, con quien en un principio mantuvo una convivencia tensa, la cual terminó por cambiar drásticamente. “Después me hice muy amigo de Paulina y después algo más… Pero sin llegar a lo formal”, contó, detallando que en ese entonces tenía entre 18 y 19 años.

Erik y ThaliaVER GALERÍA

No obstante, recordó que en ese entonces la cantante tenía ya un noviazgo, por lo que lo suyo no podía oficializarse. “En el inter empecé a salir con la Guzmán, se empezó a convertir en lago más en forma… Y entonces ya nos volvimos como oficiales”, relató. Sin embargo, con lo que no contaba es que los papeles se invertirían con Paulina, pues recordó que cuando ella dejó a su novio pensando iniciar algo con él, Erik ya estaba feliz con Alejandra: “Todo terminó con un par de bellísimas canciones”, comentó el intérprete con buen humor, sin mencionar explícitamente los temas, aunque desde hace mucho, las canciones Hey Güera y Mío han sido asociadas a este triángulo amoroso.

Salma HayekVER GALERÍA

Otra de las personas que ocupó un lugar muy especial en su momento fue Thalía, con quien mantuvo un romance antes de que ella se integrara a Timbiriche. “Fue antes que Paulina… Estaba muy enamorado, ahí el que salió con el corazón roto fui yo”, admitió. Y es que relató que luego de una pelea con la cantante, ella terminó en brazos de Diego Schoening, a quien él consideraba su amigo. Aunque seguramente en ese entonces estas situaciones fueron duras, él las recuerda hoy con buen humor, además mantiene una excelente amistad con todas aquellas personas quienes formaron parte de su vida, de hecho, hace poco revivió un emblemático dueto con la intérprete de Amor a la Mexicana.

Otra figura del medio artístico que llegó a robar su corazón fue Angélica Rivera.La Gaviota fue antes que todas, es más, yo saliendo con Gaviota fue que le presentamos a Celina (Del Villar) a Benny Ibarra, porque salíamos los cuatro, fue antes que Paulina…”, recordó. Erik contó que tras dejar su lugar en Timbiriche y probar suerte como solista, lo sorprendió el gran recibimiento del público y en medio de ese éxito tuvo la oportunidad de conocer a Salma Hayek. “Me regaló algo bien bonito el éxito de este disco… Fue un amorío muy bonito… Ella no tenía compromiso ni yo tampoco, Salma increíble, la quiero, la adoro y nunca más la volví a ver”, contó al revelar su muy fugaz romance con la actriz, del que hasta ahora no se sabía nada. 

Andrea Legarrta y Erik RubínVER GALERÍA

Sobre Andrea Legarreta: ‘Le hubiera dado el anillo a los tres meses’

Tras aquellos inolvidables amores de juventud, llegó a la vida de Erik la mujer más importante en su corazón, quien se convertiría en su esposa y madre de sus hijas. “Conectamos a otro nivel…”, reconoció al hablar de la conductora. “Cuando sales las primeras veces normalmente sacas lo mejor de ti, todo tu des&%$ tratas de ocultarlo… Nos mostramos como éramos, yo ahí me di cuenta de que no me iba a encontrar con nadie más, que era una persona transparente, porque además me contó toda su vida, se abrió de capa conmigo yo lo hice con ella”, recordó Rubín. El cantante reveló que estaba tan seguro de que Andrea era la mujer para él que enseguida pensó en pedirle que fuera su esposa. “Le hubiera dado el anillo a los tres meses”, confesó, sin embargo, recordó que no fue posible debido a que la joya no estaba perfecta como él la quería para ella, por lo que pasaron otros seis meses para que le hiciera la pregunta. “Sabe perfectamente mi historia, está bien padre poder disfrutar esto con ella, que es parte de mi pasado”, aseguró el cantante al señalar que su esposa conoce todo sobre sus romances de la juventud e incluso se ríe con sus anécdotas, una confianza y seguridad de las que un matrimonio de más de 20 años puede gozar.

Andrea Legarrta y Erik RubínVER GALERÍA

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.