Lori Loughlin

Lori Loughlin sale de prisión tras haber cumplido su condena por fraude universitario

La actriz y su marido admitieron haber pagado una suma de dinero para que sus hijas fueran aceptadas en una universidad de California

por Ricardo Vidal

Luego de haber pasado dos meses en la prisión de Dublín, en California, Lori Loughlin ha sido liberada tras haber cumplido su codena por el delito de fraude universitario por el que fue sentenciada en agosto de este año, junto a su esposo, el diseñador de modas Mossimo Giannulli, quien cumple una condena de cinco meses de prisión y que se prevé salga en abril del próximo año. La actriz de la serie Full House fue liberada la mañana de este lunes 28 de diciembre, según han reportado medios como People, quien cita a fuentes de la correccional federal en la que se encontraba recluida Lori.

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA:

Fue en octubre de este año cuando Loughlin se reportó a la prisión de Dublín para cumplir su sentencia, luego de que en mayo de este año, tras una dura batalla legal, la actriz y su esposo se declararan culpables por los cargos de conspiración para cometer fraude electrónico y postal, por lo que ambos fueron condenados a pasar dos y cinco meses de prisión respectivamente.

De acuerdo con Reuters, los fiscales a cargo del caso de Lori y su marido, los señalaron de haber pagado 500 mil dólares en sobornos para asegurar la admisión de sus dos hijos en la Universidad del Sur de California, y para que fueran aceptadas como parte del equipo de remo, aunque ninguna de las dos practica ese deporte en realidad. Lori Loughlin y Mossimo Giannulli forman parte de un grupo de 56 personas -incluida también la actriz Felicity Huffman-, acusadas de toda una trama de la que fue autor el consultor William ‘Rick’ Singer, quien admitió haber facilitado el engaño a través de exámenes de ingreso a las universidades y el uso de sobornos para conseguir admisiones a instituciones de élite.

La disculpa de la hija mayor de Lori

Aunque sobre este tema la familia había preferido guardar silencio, Olivia Jade, hija mayor  de la actriz, habló por primera ocasión en una entrevista para el programa Red Table Talk, conducido por Jada Pinkett Smith, donde la joven, de 21 años de edad, reconoció que no pensó que hubiera algo malo con el soborno que sus padres entregaron para que, ella y de su hermana menor, fueran aceptadas en la Universidad del Sur de California como parte del equipo de remo, deporte que ninguna de las dos practica.

La primogénita de Lori Loughlin reveló que ha tenido tiempo de reflexionar y ha querido romper el silencio porque es ahora el momento en el que, legalmente, lo puede hacer: “Durante tanto tiempo nunca tuve la oportunidad de hablar de esto debido a la legalidad detrás de esto. Nunca tuve la oportunidad de decir: ‘Lamento mucho que esto haya sucedido’ o ‘esto fue un gran lío, todo el mundo se siente así en mi familia”, comentó. Olivia admitió que, de primer momento, no se tomó el tiempo de pensar en el tipo de trampa que estaba haciendo: “Estaba en mi propia pequeña burbuja, concentrándome en mi pequeño mundo cómodo. Nunca tuve que mirar fuera de ese mundo. También me sentí muy incomprendida”, comentó en su defensa y más tarde se disculpó por contribuir a la desigualdad social y se dijo avergonzada por todo lo ocurrido.

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.