erika zaba y su hijo Emiliano

Luego de confirmar que es portadora del coronavirus, Érika Zaba habla del estado de salud de su hijo

La cantante dijo que por recomendación de su doctor no le realizaron la prueba a su bebé, aunque está siendo tratado como un caso positivo

by Ricardo Vidal

Luego de que Érika Zaba confirmara que tanto ella, como su marido, Francisco Olivares, así como la nana de su hijo, Angelina, han dado positivo a la prueba del coronavirus y por lo mismo padecen de Covid-19, la cantante de OV7 ha dado detalles sobre el estado de salud de su bebé, el pequeño Emiliano -de apenas ocho meses-, que debido a la convivencia que tiene con sus padres y su cuidadora, es casi seguro que también sea portador del virus.

erika-zaba-1VER GALERÍA

MÁS NOTAS RELACIONADAS

Sobre este tema, la intérprete ahondó más durante una reciente entrevista, en donde habló de cuál ha sido el protocolo que han seguido con su hijo y sobre las razones del por qué no le realizarán la prueba al pequeñito, siguiendo al pie de la letra las indicaciones de su pediatra. "(Los bebés) Sí están infectados, o sea, los bebés sí son positivos. Me dijo que: ‘no tiene caso que se la hagan (la prueba), es obvio que él también tiene si ustedes dos lo tienen’", dijo Érika al programa De Primera Mano.

La cantante de 42 años explicó que la recomendación de su médico fue tratar a su bebé como un caso positivo, a pesar de no tener la confirmación por medio de un test, y siguiendo los protocolos de higiene y prevención pertinente. "(Me dijo el pediatra) No le hagan ninguna prueba, es bastante invasiva para él, más bien a él le va a dar como una gripa, hay que estarlo monitoreando, nada más que respire normal, pero no se preocupen. Me dijo: 'Eso sí, tapabocas en casa todo el día, incluso con él porque la carga viral, aunque todos en casa seamos positivos, la carga viral es importante", mencionó la cantante.

Érika Zaba, cantante de OV7VER GALERÍA

La intérprete de éxitos como Vuela más Alto detalló cuales han sido los protocolos que han seguido en casa todos los miembros de su familia, con quienes ha tenido que mantener el distanciamiento social, a pesar de que están confinados en el mismo espacio, según las recomendaciones de su médico: “Me dijo: ‘debes tener muchas precauciones, el cubrebocas solo te lo quitas para dormir y en tu cuarto, nadie puede entrar a tu cuarto'. Francisco y yo dormimos en cuartos separados por lo mismo de la carga viral. Con Emiliano un lavado de manos exhaustivo: cada vez que lo vayamos a cargar, a darle de comer, a cambiarle el pañal, lavado de manos sí o sí”, explicó.

Por fortuna, Érika reveló que ha visto cierta mejoría en los síntomas de bebé, por lo que confía en que poco a poco comience a superar este difícil episodio. “Con Emiliano no poder estar al 100, para mí es una frustración, tener que mantener mi distancia, no poder abrazarlo, no poder darle besos, tener que estar en cuartos separados, él no puede estar mucho tiempo conmigo ni con el papá. Hoy lo noté un poco mejor… ayer lo noté un poquito febril con tos, incómodo. Es muy probable que a un bebé le de dolor de cabeza, pero cómo se comunica, es frustrante, pero bueno hoy lo noté un poquito mejor”, reveló.

Érika Zaba posa con su hijo EmilianoVER GALERÍA

‘Pensé que no me iba a pasar’

Consciente de que la enfermedad es real y de que mucha gente aún sigue sin darle la seriedad que se merece, la cantante hizo un llamado a su público para reforzar las medidas de prevención y a no bajar la guardia, sobre todo ahora que el semáforo epidemiológico ha cambiado a color naranja y ha comenzado la reapertura de algunos negocios y otras actividades sociales. “Yo la verdad pensé que no me iba a pasar. Hemos tenido todas las precauciones y sí está pasando. La gente tiene que salir con mucho cuidado. Yo entiendo que hay mucha gente en la calle que necesita trabajar para poder llevar comida a su casa, para tener dinero. Pero la gente que no tiene que estar fuera, quédense en su casa, usen el tapa bocas, no se lo quiten para nada…”, expresó.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.