Celina del Villar

Celina del Villar: 'Es imposible pensar en una relación y que no haya desencuentros'

La modelo reconoció que sus cicatrices emocionales son como 'pequeños triunfos'

by hola.com

Desde aquel día en que gracias al amor unieron sus vidas, Celina del Villar y Benny Ibarra han madurado como pareja en muchos aspectos, algo que les ha permitido sortear diversas complejidades a lo largo de tres décadas. Orgullosa, la modelo ha abierto su corazón para compartir detalles de cómo ha sido llevar este proceso, en el que el trabajo mutuo ha rendido importantes frutos, pero teniendo muy presente que ningún matrimonio se encuentra exento de transitar por una serie de altibajos. Lo cierto es que hoy su familia ha encontrado el punto de equilibrio, por lo que no ha dudado en revelarlo sin olvidar reiterar el gran cariño y respeto que tiene por el padre de sus hijos.

Celina del Villar y Benny IbarraVER GALERÍA

MÁS NOTICIAS RELACIONADAS

Tras recordar que fue en la década de los ochenta cuando ella y Benny iniciaron su romance, Celina destacó la importancia de dejar fluir las emociones en todo tipo de relación, sobre todo cuando ello implique hacer frente a dificultades. “Es imposible pensar en una relación, no nada más en un matrimonio, en cualquier relación que lleve mas de 30 años y que no haya pleitos, discusiones, enojos, desencuentros, desamores. Es imposible pensar en eso y creo que es mucho más sano que lo haya, y es mucho más sano aprender a vivir con eso y salir adelante de eso y no tirar la toalla tan fácil…”, confesó durante una transmisión en vivo por Instagram con su amiga, la poeta y narradora Paulina Vieitez.

“Creo que esta plática se resume en el balance, porque una cosa es no tirar la toalla y otra cosa es dejarte, o no tirar la toalla y decir ‘total, está más cómodo así’. No va por la comodidad, al contrario, nos hemos enfrentado a cosas bien duras que muchas veces hemos tomado la decisión de decir ‘híjole, sería más fácil hacer como si no pasara nada, y sería más fácil dejarlo pasar, que realmente abrir la herida, rascarla, sacar toda la infección y que finalmente quede una cicatriz, pero una cicatriz sana’…”, explicó Celina visiblemente relajada y dando muestra de la claridad que hoy gobierna su pensamiento.

Celina del VillarVER GALERÍA

Pero más allá de todo, Celina reconoce que de la adversidad han derivado valiosos aprendizajes, mismos que hoy enaltece con total orgullo, pues al mismo tiempo se han convertido en alicientes. “Las cicatrices que tengo en el cuerpo, que son muchas, las veo como pequeños grandes triunfos de vida, y lo mismo me pasa con las cicatrices emocionales y no nada más con Benny; con mis hijos, con mis papás, con mis hermanos. Siento que una vez que cicatriza algo sano, que realmente lograste sacar todo lo podrido que tenías, la infección, abrir esa herida y limpiarla muy bien para que cierre sana, es entonces cuando te das cuenta que vale la pena seguir, que vale la pena luchar por las cosas…”, afirmó.

Eso sí, Del Villar dijo sentirse segura de sus ideas, aunque en la actualidad el pensamiento se ha transformado. Sin embargo, el respeto siempre será una de las columnas vertebrales que rijan su vida. “Siento que las nuevas generaciones, con esta inmediatez y esta cosa de que todo les parece desechable, es muy fácil que digan ‘next’. Yo sí le sigo apostando a la vieja guardia, a nuestra generación, sin dejar de respetarme, de respetarnos, de trabajar sobre la pareja sin cegarme y sin cegarnos, y sí echarle ganas…”, dijo.

Celina del VillarVER GALERÍA

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.