Michelle Obama cuenta qué encontrarán bajo el árbol el Presidente Obama, Sasha y Malia

por Carolina Soto

¿Qué se le puede regalar al hombre más poderoso del mundo? Éste es un reto al que la Primera Dama de Estados Unidos, Michelle Obama, se enfrenta a menudo y estas fiestas no podrían ser diferentes. La Casa Blanca se encuentra lista para las celebraciones de Navidad de este año y los regalos ya se encuentran debajo del árbol para la familia Obama. Acabando con uno de los misterios más sencillos que se guardan dentro de la residencia presidencial, Michelle ha contado qué regalará a su esposo e hijas esta Navidad.

Michelle Obama cuenta qué encontrarán bajo el árbol el Presidente Obama, Sasha y MaliaVER GALERÍA

Durante su aparición en el festejo del Children’s National Health System, la Primera Dama se dispuso a responder algunas de las preguntas de los pequeños pacientes, entre las que la más recurrente era sobre los regalos navideños de su familia. “Otra pregunta sobre los regalos de Navidad del Presidente”, dijo divertida al leer lo que querían saber los niños. “Está bien, pero no le vayan a decir. Va a recibir cosas para ejercitarse. No va a ser muy interesante este año, querido. Lo siento”, dijo entre risas, haciendo gala de su sentido del humor.

Aunque ha de decirse que este regalo no es precisamente una sorpresa, pues a través de su iniciativa Let’s Move, Michelle se ha esforzado por difundir la importancia de un estilo de vida activo y saludable. Y el Presidente Obama suele ser una de sus principales “víctimas” cuando de estas actividades se trata, siempre retándolo a esforzarse un poco más para no llevar una vida sedentaria.

Michelle Obama cuenta qué encontrarán bajo el árbol el Presidente Obama, Sasha y MaliaVER GALERÍA

Con eso, Michelle dejó claro que prefirió no complicarse mucho al elegir algo para su esposo. Lo difícil, en cambio, fue pensar en algo para sus dos adolescentes, quienes prefieren recibir en estas fechas dinero a algo que sus padres elijan para ellas. “No quieren que gaste mi energía eligiendo cosas que no quieren. Así que prefieren mejor el efectivo”, confesó divertida sobre Sasha y Malia.

Por supuesto, los Obama no estarían completos sin Sunny y Bo, sus dos mascotas, quienes también reciben su respectivo regalo navideño, a pesar de que en algunas ocasiones, no se portan como deberían. “Cada año reciben regalos y bocadillos. Fueron muy buenos perros este año. Bueno, Sunny puede llegar a ser muy travieso”, aseguró la Primera Dama a los niños.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.