caja-fruta

DIY

Construye un carrito de madera a medida para las frutas y verduras ¡con tus propias manos!

Poner orden en tu cocina y despensa es más fácil de lo que piensas con cajas para fruta y siguiendo una sencilla serie de instrucciones

by si Gtresonline

Las manualidades son un excelente pasatiempo en el que invertir los ratos de ocio durante las vacaciones de verano. Las funciones de estos entretenidos trabajos son varias, puesto que además de crear originales y prácticos utensilios caseros contribuirás a hacer limpieza y deshacerte de aquellos objetos que no utilizas, al mismo tiempo que los reciclas otorgándoles una segunda vida. Sin duda, una buena forma de aportar tu granito de arena en favor del medio ambiente. Es el caso de las cajas de madera en las que solemos comprar en muchas ocasiones las frutas. Tendemos a acumularlas en la cocina o el trastero hasta que, sin saber que hacer con ellas, las tiramos a la basura. Sin embargo, gracias al sencillo tutorial que te ofrecemos a continuación, estas cajas te ayudarán a mantener el orden en tu hogar y en tu despensa al convertirlas en un práctico carrito a medida que hará las funciones de verdulero.

No se trata de un trabajo en absoluto complicado y para ello tan solo necesitas varias cajas del mismo tamaño y fijarlas unas sobre las otras hasta obtener la altura que quieras. Puedes añadirle ruedas para, además, poder moverlo fácilmente de un lugar a otro en función de tus necesidades. En él podrás guardar fácilmente aquellos vegetales que no necesitan refrigeración (como cebollas o patatas) para tenerlos siempre a mano y liberar espacio en otros rincones. Hazte con las herramientas necesarias y ponte manos a la obra siguiendo estos sencillos pasos. Tardarás mucho menos de lo que piensas.

Lee: ¿Necesitas un especiero para tu cocina? ¡Fabrícalo tú misma!

carro-cocinaVER GALERÍA

Materiales y herramientas:
 

  • Varias cajas de fruta de madera del mismo tamaño
  • 4 ruedas
  • Clavos y tornillos para madera
  • Martillo
  • Tenazas o alicates
  • Lija
  • Pegamento ultra fuerte
  • Barniz protector
  • Pintura (opcional)
  • Brocha

Lee: ¿No sabes qué hacer con tus viejos vaqueros? ¡Conviértelos en un revistero a la última!

 

Realización:
 

  1. Con ayuda de las tenazas o los alicates, quita las tablas superiores de las cajas que vayan en la parte intermedia del carro para crear espacio por el que meter las frutas y verduras
  2. Lija cuidadosamente todas las cajas hasta conseguir una superficie bien lisa y libre de astillas y de cualquier imperfección de la madera. Si lo deseas, este es el momento para pintarlas. Si, por el contrario, prefieres conservar el aspecto natural de la madera, pasa directamente al siguiente paso
  3. Aplica una capa de barniz protector y deja secar siguiendo las indicaciones del fabricante. Si fuera necesario, da una segunda capa
  4. Atornilla las ruedas en los extremos de la caja que vaya en la base del carro
  5. Coloca encima una de las cajas intermedias y clávala a la de abajo. Si lo prefieres, puedes utilizar pegamento para unir más fácilmente todas las cajas. Repite este paso con todas las cajas que vayas a utilizar. Espera a que esté bien pagadas entre sí y ¡listo!

Lee: Recicla los botes de cristal usados y decóralos para dar un toque personal a tu cocina