Pablo Lyle recupera el beneficio de libertad condicional tras pagar su fianza

La madrugada de este 8 de abril, el actor dejó la correccional de Miami donde fue ingresado ayer tras su audiencia

Por Tania Galván

A pesar de que ayer la defensa de Pablo Lyle solicitó a la jueza, Diana Vizcaino, que le fuera suspendida la fianza de 45 mil dólares que le fue impuesta hace tres años, cuando comenzó su proceso legal por el delito de homicidio imprudencial de Juan Ricardo Hernández, quien falleció luego de un altercado vial con el mexicano, el actor sí pudo acreditar el 10% de la fianza que le impuso la jueza para continuar con beneficio de libertad condicional. La madrugada de este 8 de abril, Pablo abandonó la cárcel local donde quedó bajo custodia de la policía de Miami ayer tras su audiencia en la corte, de acuerdo con información del programa Ventaneando.

VER GALERÍA

MÁS NOTAS RELACIONADAS

En lo que algunos expertos legales han llamado un caso sin precedentes, Pablo tuvo que ser nuevamente fichado y enfrentar el mismo proceso que vivió en 2019 cuando comenzó su proceso legal, esto luego de que su fianza expirara, debido a que tenía una fecha de vencimiento y se cumplió. Debido a la pandemia y a petición de la defensa del actor, su juicio se ha aplazado en 7 ocasiones, razón por la cual tuvo que renovar la fianza que le da el derecho de libertad condicional, un recurso al que se apegó Lyle desde que comenzó este largo proceso legal que, al parecer, llegará a su fin el próximo 5 de julio, fecha estipulada para el juicio.

VER GALERÍA

Tras su audiencia, Pablo ingresó al centro correccional del condado de Miami donde, como hace tres años, le tomaron sus huellas digitales y nuevas fotos para su ficha. De acuerdo con las leyes de la Florida, el actor tenía hasta el día de hoy para cubrir el 10% de la fianza de 50 mil dólares que ayer le impuso la jueza quien, además de negarse a quitarle la fianza, subió el monto de esta. Durante las primeras horas de 8 de abril, el actor acreditó el pago de 5 mil dólares que le permitió regresar con un dispositivo de geolocalización a la casa de su hermana donde ha pasado su arresto domiciliario, de acuerdo con información de Juan Diasgranados, Gerente de Relaciones Públicas de la correccional donde pasó la noche Lyle.

A diferencia de la primera ocasión que abandonó la correccional con el GPS, esta vez, Pablo permanecerá bajo vigilancia de elementos de la policía del condado de Miami hasta el próximo jueves, día en que nuevamente tendrá que presentarse a una nueva audiencia de su caso. Durante la audiencia de ayer, la jueza fue muy clara sobre que no tiene intenciones de tratar de manera especial al actor y se negó a concederle la petición en la que además solicitó que le fuera retirado el aparato geolocalizador: “Gracias a los dos por sus argumentos y por su creatividad Sr. Lehr, con todo respeto, esta Corte fija la fianza como estaba estipulada originalmente en el 2020 por el Juez Fine y serán 50 mil dólares, con el uso del GPS para seguir con libertad condicional”, dijo.

VER GALERÍA

El largo proceso de Pablo

A finales de marzo pasado, Pablo Lyle cumplió 3 años en arresto domiciliario, un recurso que le fue otorgado por el juez Alan Fine, quien fue el primero en hacerse cargo de su caso que, se ha alargado por mucho tiempo, una situación que, de acuerdo con especialistas legales, podría jugar en contra del actor pues la memoria de los testigos no es la misma que en 2019 cuando ocurrieron los hechos. Recordemos que el mexicano se vio envuelto en esta difícil situación legal luego de que, durante un altercado vial, se bajara del automóvil donde viajaba en compañía de su cuñado y su familia para golpear Juan Ricardo Hernández quien, murió en el hospital horas después de recibir el golpe del mexicano, razón por la que está acusado de homicidio imprudencial.