Omicron

La OMS advirtió que Omicron podría no ser la última variante

De acuerdo con los expertos de la salud, las nuevas variantes podrían ser mucho más mortales

por Michelle Quintero

Hace unas cuantas semanas, y a tiempo para las fiestas y vacaciones navideñas, la nueva variante Omicron llegó a imponer nuevamente las estrictas medidas sanitarias. En varias ocasiones la Organización Mundial de la Salud expresó su preocupación en cuanto a esta nueva mutación del virus. A pesar de que la más actual versión del coronavirus parece ser menos grave que la Delta, tiene un ritmo de propagación muy alto y el número de contagios que se han dado durante los últimos días es prueba de ello. Ante la creciente transmisión de esta mutación, la OMS volvió a informar sobre los peligros que puede representar esta variante y mencionó que todavía es muy pronto para tratar la Omicron como una simple gripe ya que muy probablemente no será la última variante a la que nos enfrentemos.

Omicron VER GALERÍA

MÁS NOTICIAS DE ACTUALIDAD 

La dosis de refuerzo de Moderna también neutraliza a la variante Omicron

Los síntomas más comunes de la variante Omicron

La petición de la OMS

Estamos muy cerca de cumplir dos años desde el comienzo de la pandemia derivada del brote del coronavirus. A pesar de los grandes avances que han logrado los expertos de salud alrededor del planeta, la variante Omicron ha vuelto a elevar de forma drástica los contagios a nivel mundial y la Organización Mundial de la Salud ha vuelto a pedir a las personas que sigan cuidándose y sigan obedeciendo todas las medidas de seguridad sanitaria ya que creen que la mutación actual no será la última y las siguientes podrían llegar a ser más peligrosas. El asesor sénior de la OMS, el doctor Bruce Aylward, advirtió que mientras el virus siga circulando en un futuro puede surgir una variante mucho más mortal. “Omicron probablemente no será la última variante de Covid-19. No lo sabemos aún, pero cuanto más circule el virus, más posibilidades hay de que surja una nueva variante más mortal”, explicó durante una rueda de prensa el pasado miércoles. El director general del organismo de salud, Tedros Adhanom, también expresó su preocupación y mencionó que durante la semana pasada se detectaron más de 15 millones de casos nuevos en todo el mundo, la que ha sido la mayor cifra de positivos notificados a lo largo de toda la pandemia. A pesar de que Omicron ha demostrado se menos mortífera, el líder de la OMS volvió a recordar sobre la importancia de las vacunas: “Sabemos que el número de contagios se trata de una subestimación. El número de muertes se ha mantenido estable desde octubre del año pasado con una medida de 48,000 muertes semanales. Aunque Omicron causa una enfermedad menos grave que Delta, sigue siendo un virus peligroso, especialmente para quienes no están vacunados”, dijo durante la conferencia de prensa Adhanom.

La FDA aprobó el uso de emergencia de la píldora anticovid de Pfizer

Endemia o pandemia

Mientras que algunos países están comenzando a tratar los contagios con esta variante como una enfermedad endémica, la epidemióloga experta de la Organización Mundial de la Salud, Maria van Kerkhove, informó que todavía es muy temprano para llegar a esas conclusiones. “No habrá una situación endémica en un país mientras en el resto del mundo sigue existiendo una pandemia. Así no es como funciona. Los que pasará en la primavera depende de nosotros. El coronavirus se hará endémico, no hay duda de ello, pero no estamos ahí todavía. Seguimos a la mitad de una pandemia”, dijo la experta de la OMS. Por otro lado, el director general aclaró que la baja gravedad de esta variante se deba a los anticuerpos generados por contagios previos y la protección que brindan las vacunas, sin embargo, expresó su preocupación, pues informó que la gran mayoría de las personas hospitalizadas no han sido vacunadas. Según dijo Tedros Adhanom, hasta que no estemos vacunados todos, no podremos darle fin a la pandemia.