huellas

Así se adapta al mundo digital la familia que no cuenta con huellas dactilares por una mutación genética

por Ricardo Vidal

En una era en la que los datos biométricos se han convertido en el pasaporte para realizar un sinfín de actividades, desde desbloquear un teléfono móvil, hasta comprobar tu identidad en un banco o al intentar entrar a un país, las huellas dactilares son uno de los datos más recopilados para todos estos fines, debido a la facilidad de acceso que ofrecen. Sin embargo, para Apu, un hombre originario de Bangladesh que ha nacido con una extraña mutación genética, este tipo de requerimientos han significado todo un reto a vencer, pues carece de huellas dactilares.

MÁS NOTICIAS DE ACTUALIDAD:

De acuerdo con la BBC, Esta condición es conocida como adermatoglifia, una condición que en el caso de la familia de Apu solo afecta a los hombres, y que a nivel mundial solo ha sido diagnosticada a un pequeño grupo de personas. Esta extraña mutación fue estudiada a profundidad por el dermatólogo suizo Peter Itin, después de tener en su consultorio el caso de una mujer que para acceder a Estados Unidos no pudo comprobar su identidad por medio de sus huellas, pues sus dedos prácticamente estaban lisos.

Según detalla el medio, Peter y su equipo descubrieron que esta condición también afectaba a otros ocho miembros de la familia de la mujer, quienes tenían las yemas de los dedos prácticamente planas y un reducido número de glándulas sudoríparas en las manos. Fue así que dieron con el gen SMARCARD1, del que en ese momento existía poca información al respecto, y del que se sabe no causa más efectos mas que el de borrar las huellas dactilares.

Esta mutación sin duda representa todo un reto hoy en día, pues las huellas dactilares son el dato biométrico más recopilado del mundo, y el cual ha comenzado a ser usado en muchos países como el principal dato para acreditar la identidad. Tal y como ha sucedido en Bangladesh, en donde el gobierno ha introducido una tarjeta de identificación para los adultos en las que se requiere la huella del pulgar, por lo que a Apu y su padre se les ha otorgado un carnet en el que se específica que no cuentan con huellas dactilares. Algo que tuvieron que comprobar a través de un certificado médico, por lo que el gobierno ha optado por abrirles algunas otras opciones utilizando otros datos de este tipo como el escaneo de retina y el reconocimiento facial.

Otros problemas a los que se han enfrentado

Además de todos los obstáculos que supone una mutación como esta, desde hace 10 años, las huellas digitales son obligatorias en el pasaporte de Bangladesh. El padre de Apu logró conseguir el suyo al presentar un documento médico, pero ha preferido no usarlo para evitarse problemas en el aeropuerto. Además, Apu, que trabaja como agricultor, necesita moverse en moto, y lo ha tenido que hacer sin licencia de conducir, debido a que se le ha negado por la falta de huellas dactilares, un dato que es imprescindible en este tipo de trámite.

Por otro lado, desde 2016, para poder comprar una línea telefónica móvil es obligatoria presentar la huella digitar para ser comparada con la base nacional de datos, por lo que han tenido que recurrir al apoyo de sus familiares para poder acceder a este tipo de servicios, por lo que ninguna línea telefónica que usan está a su nombre.

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.