Whitney Buha

Cuando el botox sale mal, el retoque estético que no funcionó

Whitney Boher usó botox para emparejar su mirada pero terminó con un resultado muy diferente

por Carolina Soto

Un retoquito por aquí, un retoquito por acá, el botox es parte de la vida de muchas mujeres, pero hay algunos casos en los que las cosas no salen como se esperaba. Eso fue lo que le pasó a Whitney Boher, quien ha documentado la experiencia a través en sus redes sociales. Todo comenzó cuando notó que después de su dosis normal de botox, una de las cejas estaba más alta que la otra por lo que contactó a su doctor para solucionarlo rápidamente. Regresó al consultorio y le pusieron 4 unidades de botox -si usas este producto, ya sabes qué habrá pasado-, que es una dosis alta para una sola zona, por lo que poco a poco las cosas se fueron poniendo difíciles pues el músculo de un lado se relajó de más y el otro se tensó excesivamente, dejando su cara completamente asimétrica.

La ganadora más joven de la lotería en Gran Bretaña se ha quedado sin dinero

Adhara, la niña de 9 años con un coeficiente más alto que el de Einstein

Con muy buen sentido del humor, Whitney ha subido todo el recorrido que ha hecho en sus redes sociales. ¿Un hilo ruso en un lado de la cara? ¿Gotas para los ojos? Todos sus cirujanos plásticos conocidos comenzaron a darle opciones. La realidad es que no puede inyectarse nada más en este momento, pero podría esperar a que pasara el efecto normal del medicamento que suele ser de entre 4 y 6 meses -aunque ella está buscando apresurarlo lo más que pueda-. La teoría es que el ojo derecho está abriendo más para compensar la pérdida de campo visual del ojo izquierdo, por lo que una vez que el ojo caído regrese a su tamaño, el otro también lo hará.

Ella se había inyectado su dosis habitual, pero al encontrar una ceja ligeramente más levantada regresó al lugar y le pusieron 4 dosis más a las que ya tenía. Lo que le sucedió se llama ptosis, que según la American Academy of Ophtalmology, es cuando párpado superior cae sobre el ojo, lo que incluso puede limitar o bloquear la visión normal -es por eso que las gotas para los ojos han aparecido entre las opciones-. Ella explica que no fue más dosis de la que usualmente usa, por lo que ella cree que fue el posicionamiento. Y es que en vez de poner la inyección por encima de la ceja, se la pusieron debajo. La joven asegura que en los tres años que ha usado botox nunca ha tenido un problema, por lo que definitivamente volverá a usarlo en su momento -eso sí, con otra persona-.

¡Por fin! Se ha logrado desatorar el naviero que provocó pérdidas millonarias en el Canal de Suez

¿La recomendación?

Los doctores creen que esto es algo temporal, pero por el momento tendrá que esperar con una expresión completamente asimétrica. Una consulta con profesionales resultó en la recomendación de usar 2 unidades más -sí, más- en sus ojos. Para ver el resultado de esto, tendrá que esperar por lo menos dos semanas -de las que ya lleva una-. De momento, se encuentra publicando actualizaciones diarias de cómo va evolucionando la situación. Como saben las personas que utilizan botox, poco a poco los músculos se van relajando, por lo que ha ido viendo cambios paulatinos, pero la regularización de su rostro tardará más.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.