cheyann shaw

El trágico fallecimiento de la influencer de fitness Cheyann Shaw

Después de una larga lucha contra el cáncer, la joven de 27 años murió casi un año después de su segundo diagnóstico

por Carolina Soto

Fue en agosto del 2016 cuando la influencer de fitness, Cheyann Shaw fue diagnosticada con cáncer de ovarios etapa 4. Con enorme fortaleza, en aquel momento decidió hacerle frente a la enfermedad y el mismo ahínco que ponía en sus competencias de fisicoculturismo, comenzó un duro camino. Después de una importante cirugía en la que le quitaron el bazo, el apéndice, parte del colon y el útero, Cheyann comenzó un tratamiento de quimioterapia y un año después anunciaba que no había más evidencia de cáncer en su cuerpo. Desafortunadamente, hace precisamente un año, solamente un día después de cumplir 27 años, daba a conocer que se le había localizado cáncer etapa 4 en los nódulos linfáticos, y ha sido al inicio de este 2021 que ha perdido la vida.

MÁS NOTICIAS DE ACTUALIDAD

Conmoción por la muerte de la influencer Emily Mitchell, que estaba embarazada de su quinto hijo

La triste historia de Tony, el niño que fue abandonado en un cementerio a un día de Navidad

La trágica noticia se dio a conocer a través de su perfil de Instagram en el que contaba con 224 mil seguidores. “Con pesar en el corazón, nos entristece anunciar que nuestra hermosa niña, Cheyann, ha sido llamada a casa en el cielo”, se leyó junto a una imagen de la joven, “Gracias a todos por su apoyo y ánimos a lo largo de los años. Si hay una cosa que Cheyann nos enseñó es que no importa cuántas batallas enfrentes, siempre encontremos una razón para sonreír a través de ellas”.

Su madre, Darci Clark, también envió un mensaje que se incluyó en la publicación: “Mi corazón se está rompiendo hoy, nuestra nena perdió su larga batalla con el cáncer de ovario. Luchó hasta el amargo final. Es una verdadera guerrera y sobreviviente. En verdad será extrañada y siempre estará en mi corazón”.

Su esposo, Kaleb Shaw tomó las redes para darle un último adiós a la joven: “Hoy, mi hermosa esposa Cheyann se ha ido a casa para estar con Jesús. Mi corazón está roto. No puedo imaginar una vida sin ella. Sé que está en un lugar mejor, lejos del dolor y el sufrimiento que viene con lidiar con el cáncer. Ella es mi héroe, mejor amiga y no solamente me ha inspirado a mí, sino a miles de personas alrededor del mundo. Por favor, continúen rezando por mi familia mientras pasamos por estos difíciles momentos”.

La desaparición más reciente en el Triángulo de las Bermudas

La última publicación antes de esta, se dio el 23 de diciembre, y en ella se veía a Cheyann en una cama de hospital, mientras compartía con sus seguidores: “¡Hola a todos! Ha pasado un tiempo desde mi última actualización, pero ¡las cosas han estado bien! He estado entrando y saliendo del hospital con problemas en el hígado que me han arreglado y ahora me están alimentando a través de un tubo, lo que está bien. Su chica necesitaba un poco de ayuda con la comida. Empezaré la quimio el martes y debería irme a casa hoy o mañana, justo a tiempo para Navidad. Sigan mandándome sus oraciones y toda la luz”.

Su promesa de lucha

En diciembre del 2016, tras su primer diagnóstico, Cheyann contó a People: “Al inicio, cuando me diagnosticaron, me asusté, pero pasó rápido. Sabía que no tenía otra opción más que luchar. No iba a dejar que el cáncer me ganara. También sabía que mi esposo y mi familia me necesitaban, y no hay manera en que los vaya a dejar. Así que ahí fue cuando me puse mis guantes de box y me subí al ring para noquear al cáncer”.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.