mascarilla plast

El curioso diseño de una mascarilla que no deja marcas ni daña la piel

by Samanta Carrasco

Con la nueva normalidad adaptándose en varios países alrededor del mundo, las personas han tenido que aprender a vivir con las restricciones físicas, los distanciamientos, pero sobre todo han tenido que adquirir nuevos hábitos. Uno de los más notorios es sin duda es el uso del cubrebocas, un producto que se ha vuelto indispensable en el día a día, tanto para adultos como para niños. Hasta el momento, existe un sinfín de ofertas en el mercado, desde las mascarillas hechas en casa, hasta algunas otras más sofisticadas con conexión a internet y capaces de auto desinfectarse. Sin embargo, la mayoría de los cubrebocas pueden resultar algo molestos, luego de usarse en extensas jornadas, por lo que, un grupo de emprendedores ha desarrollado una nueva mascarilla que, además de proteger del virus, promete ser extremadamente cómoda de llevar, puesto que no cuenta con tiras elásticas.

MÁS NOTICIAS CÓMO ÉSTA:

La maestra que falleció por Covid-19 durante una clase en línea

Las paradisiacas islas que solo son aptas para turistas que ya tuvieron Covid-19

El novedoso cubrebocas ha sido llamado Seeus95, debido a que cuenta con la protección N95+ en su filtro. A diferencia de todas las mascarillas que hemos visto hasta el momento, este ​producto está​ hecho de silicón transparente, sin tirantes ni resortes y libre de BPA, un químico tóxico que lleva la mayoría de los productos de plástico. Además, su filtro está compuesto por elementos naturales, como el bambú, la seda, la plata y el carbono.

Seeus95 un cubrebocas sin tiras que se adhiere a la cara a través de una ventosa

Mucho se ha hablado de las molestias que causan los cubrebocas en cuanto a los resortes o en su caso las tiras, lo que ha hecho a Seeus95 muy especial, y es que, al no llevar esta característica, este innovador producto se adhiere a la cara a través de una ventosa, que según sus creadores, no deja marcas ni causará daños en la piel. No obstante, este producto es reciclable, reutilizable y promete ser muy cómodo para quienes tienen que usar un cubrebocas por casi todo el día.

Un cubrebocas desechable se calcula que tarda alrededor de 450 años en desintegrarse, por lo que, desde que comenzó la pandemia por el coronavirus, los océanos y las calles se han visto con un mayor contaminación, algo que, los creadores de Seeus95 buscan minimizar con su icónico producto. “Hemos investigado materiales, incorporamos biofiltros 95 y hemos probado los prototipos con amigos y familiares para hacerla más cómoda, sostenible y muy segura”, explicaron los creadores, quienes además, han revelado el costo estimado de su producto $39 dólares (es decir, alrededor de $850 pesos mexicanos).

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.