casocanada

Estaban considerados como desaparecidos, pero ahora se busca a estos dos jóvenes canadienses por asesinato

por hola.com

El asesinato de Lucas Fowler y Chynna Deese en la carretera de Alaska acaparó los titulares al haberse dado en una zona en la que se han registrado decenas de estos crímenes desde los años 70. Inmediatamente se denominó que se podría tratar de un caso de ‘asesino serial’, pero en las últimas horas el caso ha dado un giro inesperado. En un caso que parecía no relacionado, se denunció la desaparición de Kam MacLeod de 19 años y Bryer Schmelgesky de 18, pero ahora se cree que los jóvenes podrían estar relacionados con el asesinato y que en realidad están escapando de la justicia.

Los jóvenes desaparecidos ahora son sospechosos de tres asesinatos en la zona y son considerados sumamente peligrosos por la policía, por lo que han pedido a la población no acercarse a ellos. Han advertido que aunque a simple vista parecen dos adolescentes comunes, la realidad es muy diferente. Sus fotografías han sido compartidas en los noticieros más importantes del país del norte, intentando localizarlos antes de que continúen con su ola de crímenes.

En un inicio se había denunciado su desaparición al encontrar la camioneta en la que viajaban incendiada junto al cuerpo de un hombre. Aunque de primer momento se creyó que podrían haber muerto, la Real Policía Montada de Canadá ha dado a conocer que no solo están vivos y se les ha visto en dos condados próximos, sino que ellos son la verdadera amenaza. Las sospechas comenzaron cuando encontraron cosas raras en su camioneta.

MÁS NOTICIAS DE ACTUALIDAD

Los papás de la bebé que murió al caer de un crucero dan su testimonio

Gracias a la tecnología, localizan a un niño que fue secuestrado hace casi 20 años

Los dos sospechosos son de Vancouver Island y se cree que están buscando a sus víctimas en lugares remotos donde no haya mucha población. Aunque en un principio el papá de uno de ellos apuntó a que se trataba de buenos chicos, cuando se dio a conocer que eran sospechosos compartió que llevaban dos años entrenando para sobrevivir en el bosque, además de que su hijo había recibido un arma como regalo después de pedírselas.

El asesinato de Lucas Fowler y Chynna Deese había llamado dramáticamente la atención al tratarse de una joven pareja de enamorados que estaban disfrutando de un roadtrip hacia Alaska al momento del crimen. Debido a la ubicación de su muerte se llegó a pesar que este caso estaba involucrado en el de la Highway of Tears, una carretera en el norte de Canadá en la que han asesinado a decenas de mujeres desde los años 70s.

Activa las alertas de ¡HOLA MÉXICO! y entérate de todo antes que nadie.