​​‘Yo hice las cosas bien’, el​ ​pocero responde al dueño de la finca donde murió el pequeño Julen

by Samanta Carrasco

Hace unos días comenzó una investigación tras el hallazgo del cuerpo sin vida del pequeño Julen, quien cayó en un pozo de más de 100 metros de profundidad y un diámetro aproximado de 25 centímetros, en Málaga. Vicky García y José Roselló, padres del menor, fueron los primeros en compartir su desgarrador testimonio del terrible hecho. En medio de lágrimas​​ y con los sentimientos a flor de piel, David Serrano, dueño de la finca y familiar de los Roselló, compartió su versión del suceso en medio de una rueda de prensa. “Compré la finca hace poco y mandé hacer el pozo con un profesional, con el objetivo de buscar agua para posteriormente plantar mangos y aguacates, el pocero no cerró el orificio”, explicaba el amigo de la familia y dueño de la finca. 

Hoy Antonio Sánchez, especialista y pocero que realizó la perforación en la finca, ha respondido a lo que se ha dicho de los hechos: “Él puede decir misa”, contundentemente respondió en declaraciones a Antena 3: “Yo tapé el pozo en condiciones, hice las cosas bien y después lo han modificado, puede decir lo que quiera”, insistía al explicar su relato.  El hombre agregó que selló el pozo como lo hace siempre y que hubo movimientos posteriores en la tierra, debido a que usó tierra que sacó del orificio una prospección azulada que compone el subsuelo del Cerro de la Corona y días después que pasó por ahí, esa tierra ya no era la misma. 

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA:
El desgarrador relato de la madre de Julen
El dueño de la finca donde murió Julen da su desgarrador testimonio

Los dos últimos testimonios han sido contradictorios entre ellos, algo que, sin duda será esencial en la investigación del caso. El juzgado de instrucción número 9 de Málaga, que trabaja arduamente en la investigación de los hechos, no ha dado una conclusión sobre este caso.

Más sobre: