cadeteamlo

El cadete que no ha dejado a nadie indiferente tras la toma de protesta

by Carolina Soto

Se trataba de un momento sobrio y con todo el protocolo que merecía dentro del marco histórico que representa, pero en las redes sociales, los usuarios no dejaron de analizar cada detalle de la toma de protesta en la que hasta el cadete del Colegio Militar que escoltó al nuevo presidente, Andrés Manuel López Obrador, fue tema de conversación. Así como suele suceder en la cultura mexicana, los memes y sagaces comentarios no se hicieron esperar ante el atractivo joven que muy sobrio y responsable de su misión, mantuvo durante todo el discurso del nuevo presidente, un semblante serio y formal.

Su presencia no es una coincidencia o algo que se pueda ignorar y es que por primera vez, un mandatario mexicano no es resguardado por el Estado Mayor, que ha desaparecido en esta nueva administración. Ante la falta de esta figura, para esta ocasión se reemplazó al agente que antes acompañaba al presidente, por un cadete del Colegio Militar.

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA

Andrés Manuel López Obrador, el nuevo presidente de México

El emotivo mensaje de despedida de Paulina Peña a su papá, Enrique Peña Nieto

Era difícil no notar lo galante del joven que rápidamente fue comparado con Luis Miguel en su famoso video de La Incondicional, cuando icónicamente se transformó en un cadete del Colegio Militar para buscar una carrera mientras dejaba de lado el amor de una atractiva joven. Pero ahí no paró la cosa, en la transmisión en directo en redes sociales, inmediatamente comenzó la demanda popular: “Queremos saber quién es el cadete”.

Pues aunque no era una misión fácil, la famosa cuenta de Instagram @memelasdeorizaba -que en los últimos días acaparó titulares por sus comentarios y respuestas con el expresidente Peña Nieto- publicó el perfil del joven. De nombre Geovanni Lizárraga, el joven tenía una cuenta privada con solo 565 seguidores, pero un par de horas después de que se diera a conocer su usuario, ahora tiene 44 mil followers. Por supuesto, su inesperada popularidad vendrá como una sorpresa, ante el protocolo y sobriedad que exige su puesto y por lo que seguramente nadie pensó que se convertiría en uno de los temas más comentados de esta toma de posesión.

Más sobre: