Este hospital transformó las sillas de ruedas en increíbles disfraces de Halloween

Por Silvana Becerra Tavano

La fiesta de Halloween siempre llena de ilusión a todos los niños pues esperan con ansias la hora de disfrazarse e ir a recolectar sus dulces favoritos. Sin embargo, no todos los niños tienen la oportunidad de vivir la diversión de forma tradicional por diferentes motivos, por ejemplo, una discapacidad física. Este había sido el caso de Penny Ryan, hasta que los voluntarios de un hospital llegaron a su vida.

Penny tiene 5 años y está en una silla de ruedas por lo que en las últimas fiestas de Halloween  había tenido que quedarse atrás esperando a que sus hermanos le trajeran dulces cuando regresaban a casa felices. Su madre, Ashley Ryan contó para People lo que su pequeño sentía, “Era muy difícil maniobrar con la silla de ruedas y ver de qué forma la podíamos disfrazar. Y la mayoría de las veces Penny sentía que se estaba perdiendo toda la diversión”.

Sin embargo, este año las cosas han sido diferentes gracias a los voluntarios del Hospital Shriner para niños en Salt Lake City, quienes hicieron una fiesta de Halloween para 21 pacientes que no pueden caminar y que están en sillas de ruedas. Durante el divertido evento, las sillas fueron transformadas en cosas increíbles, desde la puerta de Monsters Inc, expendedores de tacos, hasta el cielo de la ciudad sobre la cual vuela Superman.

Notas relacionadas:

Este niño vestido de concha es todo lo que necesitas para sonreír este viernes

Este pequeño le pidió a su mamá a punto de dar a luz que pausara todo, porque él la necesitaba en casa

Esta magnífica fiesta se llevó a cabo gracias a las donaciones del público y a los voluntarios que ayudaron desde aportar ideas, hasta con manualidades para decorarlas. “Es una de las cosas más reconfortantes que hemos hecho en el año”, dice Matt Lowell, director del programa de movilidad del hospital, “Todos los niños quieren ir a pedir Halloween como sus amigos, pero lidiar con una silla de ruedas y tener un Halloween divertido, no siempre es sencillo”. Ahora estos pequeños han podido disfrutar de la fiesta y la sonrisa en sus caras lo dice todo, es por esta razón que esta nota se ha vuelto viral, sirviendo de ejemplo para muchos otros lugares.

​​​​​​​