A ella la dejaron plantada en el altar y su reacción es envidiable

Por Brenda Molina

Vestida y alborotada, como se dice coloquialmente, así dejaron a Katy Colins, una chica de 30 años que como muchas, soñaba con casarse y formar una familia, pero que tuvo que pasar por la penosa situación de ser plantada un mes antes de la boda. Por supuesto que hubo dolor pero, en lugar de deprimirse, la joven enfrentó el momento de una forma envidiable: se fue a recorrer el mundo.

Una foto publicada por Katy Colins (@notwedordead) el

Tras el momento de humillación y en una reacción que sorprendió a sus familiares y amigos, Katy vendió casa, auto y renunció a su trabajo para así, lograr separarse de todo lo que le recordaba al hombre que le acababa de romper el corazón. Con el dinero que juntó, compró un boleto de avión y comenzó su largo viaje.

“Desde entonces, he estado en 30 países justo antes cumplir 30. Me mudé a Francia y firmé con la editora Harper Collins para escribir tres libros bajo la serie Lonely Hearts Travel Club. Si me hubieran dicho hace tres años que esto sería posible, no les creería”, cuenta ella misma en su blog, en el que narra todas sus aventuras.

Desde Tailandia y Dubai, hasta Brasil y Argentina, Katy ha podido ver lugares espectaculares y cada uno de ellos ha quedado inmortalizado no sólo en sus libros, sino en las fotografías que comparte en su cuenta de Instagram. Ahora, ya sin el corazón roto y un amor increíble por viajar, la chica continúa feliz y agradecida por aquel momento amargo que fue la puerta a la experiencia de su vida.

Una foto publicada por Katy Colins (@notwedordead) el

¿Ya nos sigues en Pinterest? Dale clic y "pinea" con nosotros