Carlos Slim da inicio a la fiesta tecnológica más grande del mundo: la #AldeaDigital

by hola.com

Después del éxito sin precedentes que registró la edición 2013 de la #AldeaDigital (asistieron más de 150 mil personas), Carlos Slim, a través de Fundación Telmex, y el apoyo del gobierno del Distrito Federal, inauguró, hoy por la mañana, la edición 2014, prometiendo superar los resultados del año pasado.


Carlos SlimVER GALERÍA

La plancha del Zócalo capitalino sirvió como espacio para montar el escenario de inclusión tecnológica más grande del mundo. Sonriente y muy amable con las personas presentes, el empresario Carlos Slim Helú (el hombre más rico del mundo, de acuerdo con el ranking de la revista “Forbes”, en 2013) abrió las puertas de esta fiesta tecnológica.

En el acto el empresario contó con el cobijo del Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, quien formó parte de la comitiva que cortó el cordón inaugural, en el que también estuvo presente el primogénito del empresario, Carlos Slim Domit y su yerno, esposo de su hija Jhoanna Slim, Arturo Elías Ayub (director de Alianzas Estraégicas de Telmex).

A través de talleres y cursos en línea (con más de 500 videos educativos), este año la #AldeaDigital  tiene como objetivo capacitar al público en oficios prácticos.

 

Carlos Slim


Entre las actividades que se tiene contempladas en esta edición está la visita, el sábado 19 de abril, de Steve Wozniak, cofundador de Apple (con Steve Jobs), quien ofrecerá una conferencia a las 3:30 p.m.

También visitará nuestro país el famoso videobloguer chileno, German Garmenedia, mejor conocido en el ciber espacio como “Hola Soy German”, que cuenta con más de cinco millones de seguidores en YouTube.

Para su participación en la #AldeaDigital, el bloguero preparo un divertido video donde anuncia su presentación, este domingo 13 de abril, a las 12:00 p.m.

 


 

La #AldeaDigital estará abierta al público a partir de este viernes 11 de abril hasta el domingo 27.

 

 

 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie.