Imagen 3/3
Madonna habla sobre los retos de ser madre adoptiva: ‘Es complicado, pero vale la pena’

Madonna habla sobre los retos de ser madre adoptiva: ‘Es complicado, pero vale la pena’

Maddona ha hablado con franqueza sobre los retos que ha tenido que enfrentar al adoptar a cuatro de los seis hijos que conforman su alegre familia. Durante una entrevista con People, la cantante de 56 años confesó que, a diferencia de lo que pueden pensar muchas personas, su condición de celebridad ha sido un gran obstáculo para llevar a casa a sus cuatro pequeños, todos procedentes de Malawi: “Cuando volví a casa con David, todos los periódicos dijeron que lo habíamos secuestrado. Entonces yo pensé: ‘Espera un minuto, estoy tratando de salvarle la vida a alguien. ¿Por qué todo mundo está siendo tan injusto conmigo?’. Fue algo realmente complicado para mí, lloraba en las noches antes de dormir”, recordó. Fue en 2008 cuando Madonna conoció a su hijo David Banda, que se encontraba en un orfanato de Lilongwe luchando contra la malaria y la neumonía. Ahí mismo, conoció a Mercy James, su segunda hija, cuyo proceso de adopción significó un reto aún más grande por su reciente divorcio con Guy Ritchie: “Dijeron que yo era incapaz de criar un niño. La forma en que me trataron, con una conducta tan sexista, fue realmente ridícula”, explicó. A pesar de la negativa del gobierno de Malawi, la intérprete de Vogue contrató a un equipo de abogados para apelar la decisión: “He tenido momentos realmente oscuros, pero soy una sobreviviente. Como figura pública, la gente no quiere ser percibida como alguien que me da un tratamiento especial, así que se vuelve más duro. Es complicado, pero vale la pena”, comentó. Finalmente, la cantante decidió adoptar este año a las gemelas Stelle y Estere, dos pequeñas de cinco años de edad: “No tienen idea de quién soy, eso es algo bueno. Solo soy su mamá”.