ivanka-trump

Ivanka Trump regresa a Nueva York para el baby shower de Lara Trump

by Silvana Becerra Tavano

La hija del Presidente de Estados unidos, Ivanka Trump hizo un espacio en su agenda para regresar a Nueva York y asistir al baby-shower de su cuñada Lara, la esposa de su hermano, Eric Trump. La futura madre compartió varias imágenes en sus redes sociales de la fiesta que tuvo rodeada de sus familiares y amigas cercanas como la mamá de Eric, Ivana Trump, Vanessa Haydon, la esposa de Donald Trump Jr., y otras personalidades en el delicioso restaurante italiano llamado Altesi, al este de la gran manzana.

ivanka-trump2-VER GALERÍA

La decoración del lugar fue de los más tierna y debido a que Eric y Lara están esperando a un niño, todo fue en colores azules y algunos detalles en amarillo. Globos gigantes en forma de caballitos recibían a los invitados. En el centro de la mesa había varias galletas y chocolates para deleitar a los presentes y tres deliciosos pasteles decorados, uno con un elefante, el segundo con un león y el tercero con un tipo jaguar.

Lara se veía muy bonita, con un brillo maternal que caracteriza a todas las embarazadas, en un vestido sin mangas color turquesa. En varias de las fotografías que la nuera de Donald Trump compartió en las cuales se le ve muy feliz, sonriente y rodeada de sus seres queridos tocándole la panza, escribió, “Me siento muy bendecida. #BestBabyShowerEver”.

ivanka-trump3-VER GALERÍA

Por su parte Ivanka lucía muy arreglada en un vestido de flores blanco con negro, el pelo recogido en un elegante chongo y sandalias color nude amarradas hacia la pantorrilla de su marca. Ella y su esposo, Jared Kushner, salieron desde el penthouse que la pareja tiene en el condominio de Trump Park Avenue en Lenox Hill.

Notas relacionadas:

En ¡HOLA!: Lara Trump habla de su vida como nuera del Presidente de Estados Unidos

Donald Trump será abuelo por novena vez​

Kushner había sido visto horas antes saliendo a correr por las calles en ropa de ejercicio, para después cambiar los tennis por una camisa blanca y unos pantalones negros, combinado a la perfección con su hijo Joseph, mientras que la pequeña Arabella optó por llevar puesta una falda blanca de lunares negros. Así los cuatro se dirigieron a darle la pre-bienvenida al nuevo miembro de la familia.

Más sobre: